Martes 03 de Abril de 2018 - 09:19 AM

Por falta de aulas, estudiantes de Santander recibirían clases en discoteca

Estudiantes de un colegio en Santander reciben clases en un restaurante escolar, donde el ruido de las licuadoras dificulta su aprendizaje. Ante la falta de aulas, la discoteca del corregimiento se adaptaría entre semana como salón escolar.

Comparta este artículo ›

Suministrada /VANGUARDIA LIBERAL
Por falta de aulas, estudiantes de Santander recibirían clases en discoteca
(Foto: Suministrada /VANGUARDIA LIBERAL)

Se trata de unos 60 estudiantes de primaria y bachillerato del colegio San Pedro de la Tigra, ubicado a 11,5 kilómetros del casco urbano del municipio de El Playón, Santander.

El rector de la institución, Héctor Guillermo Mancera Jurado, explicó a Vanguardia.com que a este colegio rural cada año se le suman más estudiantes, pero su infraestructura se quedó pequeña para la demanda escolar. “Desde hace cuatro años le he solicitado a las autoridades departamentales y locales colaboración porque estoy sin aulas. Hace poco una comisión de padres fue a la Alcaldía de El Playón y no les dieron respuesta favorable".

Lea también: Colegio de Los Santos, afectado por falta de rector y dos docentes

La falta de salones obligó a Mancera Jurado a trasladar a estudiantes a las instalaciones de un salón de una asociación privada, al restaurante escolar y al aula de informática. "Tenemos una incomodidad total. El Municipio solo realiza inversiones en los dos colegios urbanos, todos los recursos de calidad se quedan allá. Es justo que también nos recuerden".

El rector considera esta situación, además de incómoda, peligrosa para los docentes y estudiantes. "Si llega a explotar un cilindro de gas del restaurante escolar, podría afectar a los más de 30 niños de cuarto primaria que reciben clase en este comedor”.

Lea también: Más de dos meses de retraso tiene el inicio del PAE en Santander

Igualmente, el rendimiento académico de los estudiantes se ve afectado, puesto que les cuesta mantener la concentración durante el proceso de aprendizaje. "Cuando las minipuladoras inician a hacer sus labores deben hacer al menos cinco licuados. Se interrumpe la clase con los ruidos de la licuadora industrial. Además, cuando se empiezan a preparar los alimentos salen los olores", indicó Mancera.

El rector pidió a la Alcaldía de El Playón, ser más riguroso para atender las necesidades prioritarias de la población. "El Alcalde endeudó el municipio por más de $1.300 millones para hacer el encerramiento de otro colegio. ¿Cuáles son las prioridades de la Administración Municipal? ¿Dónde queda la atención a las necesidades básicas de las comunidades?", se pregunta.

Ante esta situación estudiantes y padres de familia han protestado en la institución para reclamar mejores condiciones en el entorno escolar. "Se va a iniciar un proceso regular. Fue una comisión a la Alcaldía y la Gobernación pero no les solucionaron nada", explicó.

Según Mancera, en el colegio San Pedro de la Tigra se requieren al menos tres aulas más, para mitigar el problema. Incluso, el rector plantea que se verá obligado a enviar nuevamente a algunos estudiantes a recibir clases en la discoteca del corregimiento, como sucedió hace dos años.

"Es un salón amplio, pero una situación incómoda. Cada fin de semana se desarmábamos el salón de clases para que funcionara el negocio y el lunes volvíamos a armarlo para que asistieran los estudiantes".

Le puede interesar: Estudiantes de Rionegro protestaron por hacinamiento y falta de docente

       Así se adaptó la discoteca del corregimiento hace dos años para los estudiantes.

Mancera aseguró que en su colegio además la carencia de aulas también hay ausencia de transporte escolar. "Tenemos estudiantes que deben caminar hasta dos horas y media. Los gobernantes no tienen dolencia".

Alcaldía dice que no tiene recursos

La secretaría de Desarrollo Social y Salud de El Playón, Nancy Gutiérrez, aseguró a Vanguardia.com que el municipio no tiene recursos para mejorar la infraestructura de los colegios rurales. "Prácticamente todo el presupuesto para educación se ejecuta en el colegio Camilo Torres. Estamos terminando la primera fase de construcción".

La funcionaria indicó que el alcalde de El Playón, Luis Ambrosio Alarcón, y el rector de San Pedro La Tigra fijaron una reunión para programar una visita a la Gobernación de Santander y encontrar una solución. "El rector no se ha acercado para confirmar dicha reunión”.

Además, Gutiérrez afirmó que para realizar obras relacionadas con educación el municipio depende de la Gobernación de Santander.

Al ser consultada por Vanguardia.com, la secretaria de Educación de Santander, Doris Gordillo, expresó que no tenía conocimiento de esta situación, por lo que no existe un plan para solucionar el problema de hacinamiento en el colegio San Pedro de la Tigra. "Estamos trasladando la información al Gobernador (Didier Tavera Amado), para ver como buscamos los recursos para construir las tres aulas".

Sin embargo Vanguardia.com corroboró que desde el 2015 el colegio ha enviado solicitudes para construir aulas escolares en dicho plantel educativo, tanto a la administración de Richard Aguilar Villa como de Didier Tavera.

A la fecha se desconoce cuántos recursos se necesitarían para edificar aquellos salones, por lo que Gordillo aseguró que se enviaría un ingeniero para que evalúe la situación, sin precisar cuándo. "Quedamos en que el rector vendría en la tarde de este lunes o el próximo miércoles para conocer más detalles".

¿Derroche de recursos?

Raúl Chinome, líder comunitario de El Playón, afirmó a Vanguardia.com que existe un abandono estatal a las escuelas rurales de esta localidad. "Es un municipio ubicado a tan solo una hora de Bucaramanga, pero se ve afectado por la corrupción y falta de liderazgo de esta Administración y las pasadas".

Chinome considera que se debe revisar la distribución de los recursos para la educación en El Playón, pues en una sola obra se invertirían $1.340 millones, al endeudar al municipio. Dicho crédito se pagarían con recursos de regalía entre 2018 y 2026. "Hay otras necesidades en la gran mayoría de las escuelas rurales, incluso algunas están a punto de caer", explica Chinome.

Publicidad
Publicada por: JOHN ARIAS
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.