Miércoles 18 de Julio de 2018 - 10:15 AM

Línea de tiempo: la eterna invasión del espacio público en Bucaramanga

Los programas de reubicación de ventas ambulantes, planteados a través del tiempo por los gobiernos de turno, no han sido lo suficientemente sólidos como para que se puedan despejar las vías y aceras de la ciudad. Incluso, muchas iniciativas oficiales, de manera literal, han quedado convertidas en ‘elefantes blancos’.

Comparta este artículo ›

Es cierto que la situación del espacio público es bien compleja, entre otras cosas, porque es evidente que se trata de un problema que afecta a la comunidad. No en vano, 55.6% de la población trabajadora de Bucaramanga, según el más reciente informe oficial, es informal.

Por un lado están los que defienden la tenacidad de nuestra gente que, de manera honrada, se está ganando el sustento diario; y por el otro está la importancia de hacer respetar el espacio público.

Le puede interesar: Bumangueses se quedan sin espacio público

Actualmente persiste la presencia de vendedores informales en los sectores céntricos de la ciudad, en La Ciudadela, en Guarín, en el Sur, en Morrorrico, en San Francisco y en el Norte, en fin...

Y aunque es evidente que la capital santandereana tiene un reto en este sentido, hay que advertir que en abril pasado la Alcaldía de Bucaramanga anunció que emprenderá el Plan Maestro de Espacio Público, PMEP, que además de cobrarles a los informales para que  puedan vender en aceras, establecerá unas condiciones para el aprovechamiento económico, social y cultural de estas áreas.

Publicidad
Publicada por: EUCLIDES KILO ARDILA (TEXTOS) /MARÍA ALEJANDRA MORALES M. (LÍNEA DE TIEMPO)
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.