Domingo 09 de Septiembre de 2018 - 01:37 PM

Ministro Alberto Carrasquilla es acusado de enriquecimiento con una empresa en Panamá

El actual ministro de Hacienda, Alberto Carrasquilla, fue señalado este fin de semana por el periodista Daniel Coronell como uno de los responsables de la afectación de al menos 87 municipios (de un total de 117), los cuales tuvieron que pagar unos intereses “muy altos” por la negociación de unos bonos de agua, que se conocieron como los “bonos Carrasquilla” y en los que se colocaron más de $400.

Comparta este artículo ›

Archivo /VANGUARDIA LIBERAL
Ministro de Hacienda, Alberto Carrasquilla, es acusado de enriquecimiento
(Foto: Archivo /VANGUARDIA LIBERAL)

El periodista, que publicó la denuncia en su columna de la revista Semana,  explicó que el funcionario creó una empresa en Panamá llamada Konfigura, la cual  sería la encargada de hacer la operación (negociación de los bonos).  La compañía fue creada por Carrasquilla y Andrés Flórez, quien había sido el director general de Regulación Financiera en el Ministerio de Hacienda (cuando Carrasquilla fue ministro) y posteriormente director de Fogafín.

Según Coronell, esta sociedad fue creada dos meses después de que se aprobara en 2007 una ley que les permitía a los municipios empeñar sus ingresos futuros que iban a agua y saneamiento. “En pocas palabras, la norma les dio a los alcaldes la posibilidad de empeñar recursos futuros y adelantar la recepción de esos dineros pagando una tasa de interés a un intermediario”, dice Coronell.

Lea también: Diálogos con el Eln no continuarán por ahora: Iván Duque

Lo que llama la atención en este caso es que esa ley fue impulsada precisamente por Carrasquilla mediante una reforma constitucional que planteó mientras estuvo al frente de la cartera de Hacienda entre junio de 2003 y febrero de 2007 durante el mandado de Álvaro Uribe Vélez.

“La compañía creada por Carrasquilla y Flórez fue la asesora para la emisión de bonos para comprar, con un conveniente descuento, los recursos de los municipios”, reza la columna del periodista.

El caso de es de tal magnitud, que Coronell precisó en la columna que el senador Jorge Enrique Robledo tiene citado a Carrasquilla a un debate de control político por este caso. Según palabras de Robledo, que cita el periodista, a los prestamistas les pagaron “la atractiva tasa de UVR+8%, en tanto a los municipios les cobraron la muy alta de UVR+11%, porque Carrasquilla y sus socios se quedaron con el 3%, unos $14.000 millones anuales durante cinco años”.

Coronell destacó que los municipios no solo pagaron mucho más caros esos intereses, sino que además la mayoría de las obras de agua y saneamiento siguen en veremos y no se han concretado. “Solo 30 de los 117 municipios tienen resultados para mostrar”, indicó en la columna.

Así mismo, Coronell destacó que “siete años después el gobierno tuvo que declarar el final de los bonos de agua y enviar a Findeter a rescatar a los municipios de esas deudas”.

¿Cómo se dieron cuenta de la empresa Konfigura?

En la columna de la revista Semana, Coronell explicó que fue el caso de los Papeles de Panamá la que sacó a la luz el nonmbre de Konfigura, en cuya acta de constitución hace constar que los socios son Navemby Investment Group Inc con 98% de las acciones, Alberto Carrasquilla con un 1% de las acciones y Andrés Flórez Villegas con 1% de las acciones.

Le puede interesar: Gobierno anunció que habilitará línea telefónica para denunciar microtráfico

Se conoció el nombre del socio internacional cuando se supo que esta compañía, que tenía acciones al portador (sus dueños eran un secreto),  había sido aceptada en 2007 por la firma Mossack Fonseca de Panamá. Hasta ahí todo bien y todo empezó a cambiar hasta que en 2011 Flórez envió un correo a Mossack Fonseca en el que advertía que se estaba cuestionando la solvencia moral de Kongifura en Perú.

Parte del comunicado decía: “BBVA Perú está cuestionando la solvencia moral de Konfigura Capital S.A. pues encuentran que en el registro público de Panamá de Navemby Investment Group Inc figuran como suscriptores iniciales las empresas Enders Inc y Rockall Inc. En una consulta realizada por BBVA Perú estas dos empresas también figuran como suscriptores iniciales de la firma Global Holding Corp, la cual se encuentra relacionada con el alcalde de Nuevo Chimbote (Perú) quien enfrenta 17 juicios penales por diversos motivos entre ellos delitos de concusión y apropiación ilícita. Así mismo, dicho alcalde acumula 30 denuncias más que incluyen delitos de peculado, corrupción de funcionarios y resistencia a la autoridad”.

Según reveló Coronell, esto obligó a que las acciones de Navemby se pusieron en manos de sus dueños, los cuales eran: Alberto Carrasquilla, Andrés Flórez y Lía Heenan Sierra, quienes quedaron con las acciones por partes iguales.  Esta última accionista, según reza la columna,  “fue la presidenta de la Central de Inversiones S. A. (Cisa), otra entidad adscrita al Ministerio de Hacienda mientras Carrasquilla era ministro”.

Heenan Sierra también es la que actualmente tiene todas las acciones de Carrasquilla, pues ocho días después (19 de junio) de que el presidente Duque nombrara a  Carrasquilla como Ministro de Hacienda, éste “traspasó, sin pago, sus acciones de Konfigura a Lía Heenan”.

“El acta de la sociedad determina que de ahora en adelante la representación legal de la compañía no la ejercerá él, sino la señora Heenan”, reza la columna.

Coronell termina su columna diciendo: “En los documentos mercantiles siguen figurando como miembros de la junta directiva de Konfigura el ministro Alberto Carrasquilla y su esposa, Clara Parra Beltrán, quien también está en el alto gobierno. Ella es la consejera del presidente Duque para el sector privado. En Panamá, Navemby sigue legalmente activa”.

Publicidad
Publicada por: COLPRENSA, BOGOTÁ
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.