Así fue la fiesta que se vivió en el debut de las chicas del Atlético Bucaramanga | Fútbol local | Vanguardia.com
Domingo 19 de Febrero de 2017 - 03:39 PM

Así fue la fiesta que se vivió en el debut de las chicas del Atlético Bucaramanga

Comparta este artículo ›

César Flórez /VANGUARDIA LIBERAL
Así fue la fiesta que se vivió en el debut de las chicas del Atlético Bucaramanga
(Foto: César Flórez /VANGUARDIA LIBERAL )
La fiesta que se vivió en la cancha Marte sorprendió a las jugadoras, la hinchada, la prensa y hasta los vendedores, que hicieron su ‘agosto’. Cerca de 2 mil personas vibraron en las graderías del llamado ‘templo del fútbol santandereano’. Aunque Bucaramanga cayó 1-0 contra Envigado, los aficionados vivieron un ‘carnaval’, en el arranque de la liga profesional de fútbol femenino.

Los más optimistas esperaban 500 personas. Pero a medida que se acercaba la hora del partido, las filas para adquirir la boleta, que costaba $5 mil, se hacían más largas. Ni siquiera el inclemente sol que elevó la temperatura a 30 grados, pudo menguar el ímpetu de las cerca de 2 mil personas que llenaron la gradería de la cancha Marte.

Niños, jóvenes, hombres, mujeres, adultos mayores, fueron colmando el escenario deportivo, que para las 10:00 a.m. ya estaba lleno.

Las más sorprendidas con la fiesta que se vivía en la tribuna, fueron las mismas jugadoras del Bucaramanga, que no daban crédito al respaldo de los hinchas. “Afuera está lleno. Vamos a darla toda, por nosotras y nuestras familias”, gritó una de las líderes del equipo.

Últimos retoques frente al espejo, y antes de salir a la cancha, las chicas se unieron en un abrazo y se encomendaron en una oración.

Lea también: Bucaramanga se estrenó con derrota ante Envigado

Nervios y un cero a cero

Con los dos equipos en la cancha, la ilusión de una victoria era el combustible para que los hinchas corearan el tradicional “búcaros, búcaros, búcaros”

Mientras en la cancha las chicas del Bucaramanga buscaban la manera de generar peligro en el arco del Envigado, en la grada la barra Fortaleza Leoparda prendió literalmente una fiesta al ritmo de tambores, revolantes y trompetas.

Aunque las cabinas de radio estaban vacías, ninguna emisora transmitió el partido, algunos hinchas narraban y comentaban a todo pulmón cada jugada. “Clarito fuera de lugar…”, “salgan rápido…”, “Túmbela…”, eran algunas frases que intentaban describir lo que pasaba en el terreno de juego.

Y así, entre gritos, nervios, y uno que otro silencio que por momentos se apoderaba de la tribuna, terminó sin goles el primero tiempo

Hicieron su ‘agosto’

Sin duda, los más beneficiados con la sorpresiva y masiva asistencia al arranque de la Liga Femenina, fueron los vendedores y los que en los alrededores de la cancha se ganan la vida cuidando carros y motos.

“No esperábamos toda la gente que vino, vendimos todo, estuvo muy bueno. No he sacado las cuentas pero vendimos entre $300 mil y $400 mil”, aseguró Karina Gómez, propietaria de un puesto de empanadas y limonada, ubicado en la entrada de la cancha Marte.


Otro vendedor que se benefició fue José Orlando Camacho, quien ofrece cornetas. “No esperaba que viniera tanta gente. Pensé que llegarían por ahí 200, máximo 300, pero vinieron como tres mil y obviamente las ventas estuvieron muy buenas gracias a Dios”, dijo.

Y como ellos dos, todos los vendedores aprovecharon el intermedio del juego, para hacer la que catalogaron como “la venta del mes”.

El resultado fue lo de menos

En el segundo tiempo el juego estuvo parejo. Por momentos, parecía que Bucaramanga tenía el aliento y el ímpetu para ganar el encuentro, pero cuando transcurría el minutos 43, Envigado, a través de Geraldine Cardona, marcó el único gol del partido.

Dos minutos después, el juego terminó, pero la fiesta siguió porque lejos de recriminar a las jugadoras del Bucaramanga, la tribuna se puso de pie y con un efusivo aplauso las despidieron de la cancha.

“Para  ser la primera fecha estuvieron muy bien. Había mucha expectativa y las chicas estaban nerviosas porque era su estreno. Lo importante es que se atrevieron y lucharon. Tuvieron varias ocasiones pero no se concretaron. Lo cierto es que hay mucha expectativa con la liga femenina, ya que hoy en día las niñas se están imponiendo también en el fútbol”, comentó Deisy Álvarez, simpatizante del Bucaramanga.

Con la misma cara de alegría y entusiasmo con la que los hinchas llegaron, así se retiraron de la tribuna. “La gente debe apoyar el deporte, esto apenas está empezado. Acá lo que se vive es pura adrenalina, las niñas están jugando muy bien. Están cordialmente invitados para la próxima fecha”, dijo Leydi Sierra, hincha del Bucaramanga.

Lo ojos de la prensa

En la puerta del camerino, la prensa deportiva no habló de táctica, ni del 4-4-2, ni de los cambios. El tema en común, era el espectáculo que se vivió en la tribuna, la masiva asistencia, y la alegría de que la Liga de Fútbol Femenino, sea una realidad.

“Ni las jugadoras, ni el cuerpo técnico, ni las directivas, esperaban que hubiese tanta gente y que si viviera la fiesta que se vivió. Esto es algo que no se ha visto, creo yo, en los torneos de la cancha Marte”, dijo Oswaldo Contreras, coordinador de deporte de Vanguardia Liberal.

Otros periodistas, destacaron el hecho de que la gradería hubiese sido colmada por familias enteras.

“Este deporte le abre un espacio diferente a las familias, la tribuna estaba llena de niños, de jóvenes de mamás, de tías, hasta el perro vino a ver fútbol. Esta liga va a rescatar un público que el fútbol masculino ha sacó del estadio por los hechos de violencia cometidos por algunas barras”, comentó Luis Gabriel Gómez Soto, coordinador de deportes del noticiero Oro Noticias del canal TRO.

Al igual que la prensa, lejos de los reproches por la derrota, jugadoras y cuerpo técnico, se mostraron agradecidos y sorprendidos por el respaldo que la afición les brindó en su debut.

“Muy agradecido con la afición, la gente nos apoyó. Las niñas dieron lo mejor de cada una. Lo más importante es que la gente lo pase en paz, que nos sigan acompañando y disfruten del buen fútbol” dijo Expencer Uribe, entrenador del Atlético Bucaramanga femenino.

“Un errores nos costó que perdiéramos el partido, pero tenemos muchas cosas buenas. No esperábamos este marco de gente, pero gracias a Dios la gente vino. Gracias a todos el apoyo incondicional”, comentó Johana Parada Casadiego, jugadora del equipo.

La Liga Águila de Fútbol Femenino tendrá acción el próximo domingo. Durante la semana en curso, se conocerá el rival de Atlético Bucaramanga.

Publicidad
Publicada por: REDACCIÓN VANGUARDIA.COM
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.