Miércoles 18 de Abril de 2018 - 12:01 AM

Bucaramanga perdió y enredó su clasificación

Atlético Bucaramanga deberá ganar los tres partidos que le quedan, ante Medellín (local), Cali (visitante) y Rionegro (local), para tratar de avanzar a cuartos de final, tarea que parece muy complicada por el juego exhibido anoche en Tunja.

Comparta este artículo ›

Colprensa / VANGUARDIA LIBERAL
Michael Rangel abrió lo que parecía el camino de la victoria de Atlético Bucaramanga ante Boyacá Chicó, pero el conjunto ‘Leopardo’ tuvo una irregular presentación y terminó perdiendo 2-1.
(Foto: Colprensa / VANGUARDIA LIBERAL)
Colprensa / VANGUARDIA LIBERAL
Jhon Pérez tuvo un par de opciones de gol que no se concretaron, especialmente por las intervenciones del arquero Escobar.
(Foto: Colprensa / VANGUARDIA LIBERAL)

Jugando un pésimo partido, Atlético Bucaramanga perdió anoche 2-1 ante Boyacá Chicó en Tunja, derrota que complica aún más las pocas opciones que tiene el conjunto ‘Leopardo’ de avanzar a la fase de los cuartos de final de la Liga Águila.

Con cambios nominales en el once titular, Lewis Ochoa, Alex Díaz, Juan Jiménez y Franco Arizala, el conjunto de Diego Cagna se mostró serio y seguro en el inicio del partido, pero con el paso de los minutos el equipo fue de más a menos.

Lea también: Mario Sábato y Víctor Peña son los invitados especiales de la Semana de la Bicicleta

Bucaramanga empezó dominando las acciones y generó riesgo en los predios defendidos por José Escobar, hasta que en una jugada de contragolpe, que nació en una recuperación de Bryan Rovira y que pasó a Jhon Pérez, este armó la jugada para habilitar a Michael Rangel, quien definió de gran manera para poner el 1-0 en el marcador a los 17’.

Bucaramanga tuvo más opciones de anotar, pero no supo concretar y a la postre esa falta de definición le pasó factura.

Y al cierre de la primera parte, al 41’, Daniel Duarte superó a la defensa del Bucaramanga y puso el empate 1-1.

Ya en la segunda parte, tal vez por la altura, Bucaramanga bajó el ritmo, a pesar del ingreso de Sherman Cárdenas y Sergio Romero, se mostró lento, cansado ante un rival que se notó más entero.

Y esa diferencia en el estado físico se notó en el remate del compromiso, pues los jugadores de Chicó corrieron más y se mostraron más incisivos, y terminaron aprovechando un error defensivo del Bucaramanga, especialmente de Gabriel Gómez, quien al querer rechazar un balón, terminó dando un ‘pase gol’ a Misael Riascos, quien con velocidad le ganó el esférico al arquero Ojeda y le dio la victoria al conjunto boyacense.

Publicidad
Publicada por: OSWALDO CONTRERAS
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.