Sábado 01 de Septiembre de 2018 - 12:01 AM

Espacio público que genera calidad de vida

Crear y mantener espacios públicos que sean un punto de encuentro para los ciudadanos y que así mejoren su calidad de vida es el desafío constante de las administraciones municipales. En una apuesta por brindar una ciudad amigable con el medio ambiente, Bucaramanga se la juega por alternativas naturales como la movilidad sostenible y los espacios verdes.

Comparta este artículo ›

Jaime del Río y Fabián Hernández / VANGUARDIA LIBERAL
(Foto: Jaime del Río y Fabián Hernández / VANGUARDIA LIBERAL)

Conocida a nivel nacional como la ‘Ciudad de los parques’ se puede decir que Bucaramanga le hace honor a este eslogan, pues cuenta con más de 200 parques repartidos en sus 17 comunas. Sin embargo, tener esa cantidad de ‘pulmones verdes’ y zonas de recreación no es suficiente para la comunidad.

Expertos afirman que la calidad de vida de una persona en una ciudad está influenciada por los espacios verdes y recreativos que puede disfrutar. No obstante, en la capital santandereana, el índice de área verde por habitante es de solo 2,5 m2, una cifra que la ubica por debajo de ciudades como Bogotá (4 m2/hab), Medellín (3,8 m2/hab) y Manizales (4,1 m2/hab), de acuerdo con el Observatorio Metropolitano.

De hecho, se encuentra por debajo de los municipios de Floridablanca (3,78 m2/hab) y Piedecuesta (5,5 m2/hab), lo que demuestra una vez más que la ciudad no contó con un modelo de planificación que permitiera visionar su expansión y desarrollo del espacio público.

Pero no es bueno “llorar sobre la leche derramada”, por eso los alcaldes de turno se han dado a la tarea de crear planes en los que se puedan brindar nuevas alternativas para entregar a los bumangueses espacios para su beneficio.

De este modo, se han aprovechado los pocos terrenos que existen en la ciudad para construir parques, como el caso del lote de Boca Pradera en el sector de Ciudadela Real de Minas, en el que la administración local actual creó el parque de Los Sueños, proyecto entregado en abril pasado.

“Acá en Ciudadela Real de Minas encontramos espacios para el esparcimiento, como los parques Las Cigarras, Los Sueños y escenarios deportivos como el Coliseo Edmundo Luna, las canchas de El Bueno y la de softbol; sin embargo, el resto de espacios que tenía en sus orígenes esta zona fue convertido en edificios, construcciones y cemento. Lo positivo es que crearon áreas como gimnasios al aire libre para que la comunidad los aproveche, pero requieren de mantenimiento y cuidado”, afirma José Ángel Amador, abogado y líder comunal de Real de Minas.



Acciones positivas
Pero no solo el parque de Los Sueños se ha entregado a la comunidad. “En Bucaramanga hemos habilitado parques nuevos como el de la Ciudadela Café Madrid, los parques deportivos de los barrios Cristal Alto y Bajo, la rehabilitación de la cancha y parque del barrio El Porvenir, y hoy siguen en construcción el parque lineal del río de Oro en el sector de Bavaria II en el norte de la ciudad y acabamos de entregar la recuperación del espacio público de la plaza Guarín”, destaca Julián Carvajal, director de Espacio Público de Bucaramanga.

El gobierno local ha ideado un Plan Maestro de Espacio Público con el que pretende realizar una transformación urbana de la ciudad, es así que tiene en marcha proyectos como remodelaciones y obras complementarias en canchas de los barrios Alfonso López, Esperanza II, La Concordia, Nápoles, Pan de Azúcar, Tejar Norte, Dangond y Coaviconsa.

“También estamos realizando grandes trabajos de renovación de espacios públicos como en la cancha de tenis del parque de Los Niños y mantenimiento de escenarios, así como construcción de espacios nuevos, obras que esperamos entregar en diciembre de este año”, asegura Fany Arias, secretaria de Infraestructura local.

Otro de los trabajos ejecutados para otorgar espacios y zonas verdes en la ciudad ha sido la recuperación de parques, con la instalación de 19 mil m2 de prado en los parques San Pío, Los Niños, Las Palmas, Turbay, García Rovira y La Esperanza.

“Estamos entregando espacios adecuados con especificaciones técnicas y obras con arquitectura para la gente. El propósito es lograr mejorar la calidad de vida de los ciudadanos”, puntualiza la titular de Infraestrucura de Bucaramanga.



Espacios recreativos de Bucaramanga
De acuerdo con la Secretaria de Infraestructura local, en Bucaramanga existen alrededor de 244 espacios, entre parques y zonas verdes, para la recreación. A estos se le sumarán dos nuevos proyectos:

La Ceiba: Parque que contará con una inversión de $3.146 millones y se construirá en el barrio Álvarez de la Comuna 13. Este espacio integrará zonas verdes, adecuación de plazoletas, juegos infantiles, gimnasio, parqueaderos para bicicletas y accesos para la población con discapacidad.

Este terreno estará ubicado en un área de más de 18 mil m2 y como valor agregado tendrá una ludoteca para la primera infancia.

Granjas de Provenza: Este proyecto tendrá una inversión de $2.271 millones y estará ubicado en el barrio Provenza de la Comuna 10. Como factor diferencial, este escenario contará con una cancha multifuncional, que se adecuará para microfútbol, baloncesto y voleibol.

Además, incluirá áreas verdes, senderos peatonales y plazoletas. De acuerdo con la administración municipal, este parque se construirá para aprovechar un terreno que se vio afectado por la expansión urbana de la ciudad.

Voz ciudadana
Matilde Rojas Mendoza, ama de casa
“Me parece que hay buenos parques en la ciudad, pero se deberían crear más centros recreacionales para los niños y así brindarles mejo

Isaías Moreno Niño, conductor
“Hay unos parques muy bonitos, como el Santander y San Laureano, pero creo que debería haber más espacios de estos porque cada vez crece más la población en la ciudad”.

Publicidad
Publicada por: PAOLA REYES BOHÓRQUEZ
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.