Viernes 10 de Agosto de 2018 - 12:01 AM

Santander, uno de los 11 departamentos con foco de influenza equina en el país

Con el foco de influenza equina detectado ayer en un predio de Piedecuesta, Santander entró a la lista de 11 departamentos del país donde se han tenido presencia de la enfermedad.

Comparta este artículo ›

Archivo / VANGUARDIA LIBERAL
A juicio del ICA, la concentración de caballos (ferias o cabalgadas) se ha convertido en medio transmisor de la influenza equina en el país.
(Foto: Archivo / VANGUARDIA LIBERAL)

Producto de lo anterior, el Instituto Colombiano Agropecuario, ICA, estimó que la situación es preocupante, pues esa enfermedad es de fácil contagio y acarrea graves pérdidas económicas.

Igualmente, estimó que son las concentraciones equinas y cabalgatas, el medio de transmisión de esa enfermedad viral, que no se le trasmite a los humanos y que es propio solo de los equidos (asnalaes mulares y equinos).

En el caso de Santander, el predio entró en cuarentena con el fin de aislar la enfermedad.

Sin embargo, el secretario de agricultura del departamento, Javier Sarmiento, dijo que hay una sospecha y sintomatología de 28 equinos en Piedecuesta y Floridablanca tras una revisión de 111 equinos en tres predios.

Esos exámenes salieron negativos en la primera valoración; se espera la segunda que es definitiva.

De qué se trata

La influenza equina o gripa equina es una enfermedad viral que se trasmite por el aire o contacto con un animal enfermo.

Los animales que tienen la enfermedad presentan un cuadro respiratorio que los lleva al debilitamiento, el cual viene acompañado por una tos seca, fiebre corta, conjuntivitis y fuerte descarga nasal. Según los profesionales del ICA, el ejemplar presenta pérdida de apetito, debilidad y dolores musculares.

Publicidad
Publicada por: REDACCIÓN ECONOMÍA
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.