Martes 17 de Abril de 2018 - 12:01 AM

Brote de aftosa de 2017 minó las finanzas de planta de Minerva Foods

A pesar de haber invertido más de $135 mil millones desde su llegada en el 2015 al país, la multinacional Minerva Foods cerrará su planta de sacrificio bovino situada en Ciénaga de Oro, Córdoba.

Comparta este artículo ›

Archivo / VANGUARDIA LIBERAL
La brasileña Minerva Foods dijo que cumplirá con sus obligaciones en lo concerniente a exportaciones y acreedores. Esa empresa genera 680 empleos.
(Foto: Archivo / VANGUARDIA LIBERAL)

Esa empresa, líder en el mundo en la producción y comercialización de carne bovina, llevó producto nacional a Rusia, Líbano, Jordania, Vietnam, Emiratos Árabes, Hong Kong y Chile.

Las razones: cuantiosas pérdidas generadas por el brote de fiebre aftosa, devaluación del dólar del 10% y falta de garantías para las grandes empresas exportadoras.

Para Jorge Quintero Pimentel, gerente del Frigorífico Río Frío, el más moderno de Colombia, es una noticia sorpresa y terrible, pues se está hablando del jugador más importante de las exportaciones de carne en el país.

“Hicieron unas inversiones cuantiosas, pero pudo más el riesgo y la falta de rigor en los controles, por ejemplo, contra la aftosa y el sacrificio clandestino”, agregó.

Situación crítica

Jorge Quintero Pimentel dijo que el cierre de Minerva Foods es el verdadero campanazo para el sector, pues no aguantó a pesar de ser una multinacional. Dijo que si una empresa nacional se ve obligada a cerrar su operación, se quiebra de manera inmediata, pues no tiene el músculo financiero de Minerva Foods, que le permite atender otras operaciones en diversos países. “La incertidumbre de lo que pueda suceder con la aftosa y el contrabando, no permite tener seguridad alguna”, agregó.

Publicidad

Publicada por: REDACCIÓN ECONOMÍA
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.