Martes 21 de Junio de 2016 - 12:01 AM

Obesidad en el embarazo

Tener obesidad o sobrepeso durante en el embarazo puede ocasionarle algunas complicaciones en su salud y la de su bebé. Entre más sobrepeso tenga hay mayores probabilidades de que su hijo también padezca esta enfermedad.

Comparta este artículo ›

Si quiere preparar su cuerpo para quedar embaraza o ya se encuentra en periodo de gestación, consulte con un especialista o nutricionista para que le ayude adquirir hábitos saludables para tener un bebé sano.

El embarazo más obesidad puede ser una mezcla fatal cuando se habla de riesgos o complicaciones médicas. Diabetes gestacional, hipertensión, malformaciones fetales, parto por cesárea y obesidad infantil son algunas de las alarmas que puede encender la madre con sobrepeso.

La atención prenatal, adquirir una buena alimentación sin dejar de comer y establecer rutinas de ejercicios le ayudará a reducir dichos riesgos en su salud, pero si usted tiene la oportunidad de planear su embarazo, debe tener en cuenta que puede adelgazar y encontrar el peso indicado según su estatura y su edad. Por ahí dicen que es mejor prevenir que lamentar, así que póngale atención a su médico cuando le hace recomendaciones y no las pase por alto.

¿Es mito o realidad que la leche materna ayuda a la disminución del peso de la madre?

“Es verdad que lactar al bebé ayuda, en la mayoría de las mujeres, a perder el peso que se ha ganado durante la gestación. Durante el embarazo, el incremento de peso está dado por el peso del bebé, el líquido amniótico, la placenta, pero también se almacena mayor cantidad de grasa que será utilizada durante la lactancia. El mecanismo necesario para la producción de la leche materna demanda un gran gasto de energía, la cual será adquirida a partir de las reservas energéticas de la mamá (grasa corporal) y de la dieta que ella consuma. La pérdida de peso ocurre por lo general durante los seis primeros meses de la lactancia y la cantidad de peso perdido será mayor cuanto más se prolongue la lactancia materna exclusiva, es decir, mientras no se ofrece al bebé ningún alimento además de la leche materna”.

¿Cuántos kilos debe ganar una madre con sobrepeso que esté embarazada?

“La ganancia de peso recomendada durante la gestación se basa en el Índice de Masa Corporal (IMC) de la mujer antes de iniciar el embarazo. Teniendo esto en cuenta, para una mujer cuyo índice de masa corporal está entre 25 y 29,9, es decir con sobrepeso, se recomienda una ganancia de peso entre 7 y 10 kg durante todo el periodo de gestación, mientras que para una mujer con obesidad (IMC mayor a 30), la ganancia de peso recomendada será de 6 a 7 kg. Se deben tener en cuenta las características y necesidades individuales de cada gestante y procurar que la ganancia de peso sea supervisada por un nutricionista, con el objetivo de determinar cuál es el incremento de peso adecuado conforme a su estado nutricional y así mismo realizar el seguimiento para que el peso obtenido no sea mayor al recomendado y evitar así posibles complicaciones de salud para la madre y el bebé”.

¿Qué tipo de alimentación debe recibir una madre con sobrepeso?

“Para tener un embarazo saludable se debe tener una alimentación equilibrada, en la que se incluya una variedad de alimentos que garanticen el aporte de nutrientes necesarios tanto para el crecimiento y desarrollo normal del bebé como para el mantenimiento de un adecuado estado de salud de la mamá. Aunque la mujer inicie su embarazo con sobrepeso, no es recomendable iniciar una dieta de reducción de peso durante esta etapa, ya que no ganar peso durante la gestación puede ocasionar problemas para la madre y especialmente para el bebé. Por lo tanto, se debe prestar atención en seleccionar alimentos nutritivos y que no aporten calorías en exceso, no omitir tiempos de comida y distribuir los alimentos en seis comidas diarias (desayuno, mediasnueves, almuerzo, onces, comida y merienda) para evitar comidas abundantes y ayunos prolongados”.

Beneficios de un peso adecuado

El endocrinólogo pediatra y miembro de la Fundación Colombiana de Obesidad, Shokery Awadalla, cuenta algunos beneficios de quedar embarazada con un peso ideal:

1. Queda embarazada más fácil.

2. No presentará infertilidad debido al sobrepeso.

3. Los hábitos saludables que adquirió los puede extender para toda su vida.

4. El parto no se le complicaría.

¿Qué comer?

Entre los alimentos recomendados que da a conocer la gerente de nutrición de Alpina, Paola Yanquen, para una alimentación saludable en la gestante están:

“ Cereales integrales (arroz, panes, pastas, galletas), tubérculos y plátanos: Constituyen la principal fuente de energía en la alimentación diaria. Aportan además carbohidratos complejos, fibra y vitaminas del grupo B.

“ Frutas y verduras frescas y de colores variados: La variedad en los colores de las frutas y verduras favorece un aporte adecuado de diferentes vitaminas y minerales que contribuyen al correcto funcionamiento del organismo.

“ Carnes magras, pollo sin piel, pescados, huevos: Aportan proteína de alto valor biológico y hierro que es un mineral necesario para prevenir la anemia materna y para el crecimiento y desarrollo fetal.

“ Leguminosas (fríjol, lenteja, garbanzos): Aportan hierro, vitaminas del grupo B, fibra y una gran cantidad de proteínas, que aunque de bajo valor biológico, cuando se combinan con alimentos como los cereales forman proteínas de alto valor biológico.

“ Lácteos (leche, yogurt, quesos): Aportan proteína de alto valor biológico, vitaminas A y B2 y contienen elevadas concentraciones de calcio de alta absorción, cuyo consumo adecuado proporciona beneficios tanto para la mamá como para el bebé. Durante el embarazo las necesidades de calcio se incrementan, ya que el bebé necesita de este mineral para la formación de su sistema óseo y para desarrollar músculos y corazón sanos. Por otra parte, el calcio ayuda en las mamás a reducir el riesgo de hipertensión arterial y preeclampsia durante el embarazo.Las gestantes con intolerancia a la lactosa pueden optar por lácteos con bajo contenido de lactosa como el yogurt, el kumis, el queso y los productos deslactosados.

“Para evitar una ganancia de peso excesiva es ideal que la gestante con sobrepeso u obesidad realice actividad física moderada y de bajo impacto como caminatas o natación y que reciba asesoría nutricional para una adecuada planeación de su alimentación que permita una ganancia de peso dentro del rango permitido.

Shokery Awadalla

Endocrinólogo pediatra y miembro de la Fundación Colombiana de Obesidad

¿El feto puede tener riesgos si su madre presenta obesidad?

“Lo ideal es que durante el embarazo y previo al embarazo todas las mujeres tengan un peso normal, porque la madre antes y durante el embarazo aumenta de peso y hay mayor riesgo sobre el feto, porque si se encuentra con sobrepeso los niveles de azúcar en la madre y en el feto aumentan y cuando esto sucede el bebé produce insulina que puede generar obesidad en el niño y lo más seguro es que esta criatura será obesa durante toda su vida”.

¿Qué es lo ideal?

“Lo mejor es que previo al embarazo la madre tenga un peso adecuado, no debería tener sobrepeso porque si en el primer trimestre de gestación hay obesidad, existirán riesgos para el bebé que viene en camino”.

Publicidad
Publicada por: LILIANA MARCELA VEGA GÓMEZ PAOLA YANQUEN
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.