2008-10-31 05:00:00

Padre desesperado busca a su hijo de once años

La primera vez que Henry Alberto Acevedo*, de 11 años de edad, se fue de la casa, su padre le siguió el rastro desde Cantagallo hasta Barrancabermeja, hallándolo un día después, subido en un bus que iba con destino a Santa Marta.

Comparta este artículo ›

Padre desesperado busca a su hijo de once años

El menor había sido convencido por unos desconocidos con dinero y dos bolsas grandes de juguetes para que hiciera el viaje; pero con la advertencia de no decirle nada a sus padres, porque si esto ocurría, podrían ser asesinados.

El temor hizo que el niño guardara silencio sobre la identidad de los sujetos y sus actividades tornaron a la normalidad en el colegio José M. Vargas Vila de este municipio, donde adelanta sus estudios.

Pero, la historia de la desaparición de Henry se repitió tomando un giro  dramático, cuando el pasado 23 de Octubre se fue nuevamente de su hogar en Cantagallo, sin que hasta el momento se sepa de su paradero.

Desde ese día, su padre le ha seguido el rastro hasta San Pablo, a donde llegó en una chalupa, y posteriormente se embarcó, junto a dos desconocidos, en un bus intermunicipal con destino a Barrancabermeja.

“Una señora en el Terminal de acá, me dijo que le parecía haberlo visto el domingo. Me dijo que estaba solo, mugroso y llorando porque unos señores lo habían dejado botado. A mi me da miedo que sean de esos narcotraficantes y que utilicen a mi hijo para llevar pasta de coca o lo recluten para algo malo.

Sólo le pido a las personas que me ayuden a encontrarlo, él sabe que en la casa lo queremos y no le falta nada”, dijo Luís Alberto Acevedo, padre del menor, quien se desempeña como administrador de una finca en Cantagallo.

* Publicación de foto y nombre, autorizada por su padre.

Publicidad

Publicada por: cduran@vanguardia.comCARLOS ALBERTO DURÁN S