2008-11-29 05:00:00

Mañana estará limpia la ciudad

Más de 140 toneladas de basura que permanecían en la calle desde el martes ya empezaron a ser evacuadas de la ciudad, debido a que, según la administración local, los camiones recolectores corren un gran peligro al ingresar al relleno municipal, debido al precario estado de la antigua vía a Bucaramanga, por la que pasan más de 200 vehículos de carga pesada diariamente.  

Comparta este artículo ›

Mañana estará limpia la ciudad

Frente a esta situación, la Secretaría de Infraestructura Local puso a disposición de Rediba, maquinaria y personal para el arreglo de la entrada del relleno sanitario.

“Desde ayer las rutas establecidas empezaron a operar normalmente, es decir, que la del viernes ya se evacuó, hoy trabajaremos para recoger los residuos de la ruta del sábado y de las zonas del martes pasado.

Como medida de contingencia trabajaremos el domingo para evacuar las rutas del miércoles y del jueves”, afirmó César Castro, jefe administrativo de la empresa prestadora del Servicio.

Castro añadió que, “esta vez el problema no ha sido tan grave ya que la gente ha tomado conciencia de no sacar las basuras durante el invierno”.

Pero éste es uno de los problemas que pone en evidencia la inoperancia que tiene en el municipio el relleno sanitario que ha tenido que extenderse a más terrenos para la disposición final de las basuras, “aquí nos tocó hacer otra montaña y para eso se está construyendo otra vía de entrada, pero es que aquí no cabe más basura”, aseguró un funcionario del sitio.

Celda provisional se entregará en un mes

Según como el invierno permita avanzar los trabajos de construcción de la celda transitoria, que contrató el municipio con Aguas de Barrancabermeja, la estructura deberá estar lista el próximo mes, ya que las labores están adelantadas en un 50%, según indicaron funcionarios de la obra.

Sin embargo los trabajos se paralizaron casi 20 días y se reanudaron el jueves debido a la incontenible lluvia que amenaza la entrega de la celda.
La estructura tiene 60 metros de fondo y 30 metros de profundidad y actualmente se encuentran trabajando en ella nueve personas.

línea de tiempo Un problema sin doliente 2006

La Corporación Autónoma de Santander, CAS, otorgó la licencia ambiental a la celda de disposición final.
25 de noviembre 2008
Más de 140 toneladas de basura permanecían en las calles debido al precario estado de las vías de acceso al relleno sanitario.
El 8 de julio de 2008
 Rindieron cuentas en el Concejo Municipal, la Secretaria Local de Medio Ambiente y Rediba S.A., para responder por la inoperancia de la celda transitoria. En dicha oportunidad no se llegó a conocer sobre quién caía la responsabilidad
3 de julio de 2008
Rediba S.A., y la Secrataria Local de Medio ambiente afirmaron que el relleno existente a pesar de su inoperancia seguirá operando por dos meses más confiando en que a mediados de agosto esté funcionando la celda transitoria.
1 de julio de 2008  
450 toneladas de basura dejó de recorrer la empresa Rediba, debido a que en el relleno sanitario no había espacio para un residuo más. La CAS adelantaba una investigación administrativa en contra del municipio, por no cumplir con las recomendaciones dadas sobre el cierre del depósito final. .

 

 

Publicidad
Publicada por: dleon@vanguardia.comDIANA C. LEÓN