2009-01-02 05:00:00

Cuatro muertos y 65 heridos en Atánquez, Cesar

La víspera del Año Nuevo les trajo a los habitantes del corregimiento de Atánquez, pena, zozobra y dolor.

Comparta este artículo ›

Cuatro muertos y 65 heridos en Atánquez, Cesar

Mientras un grupo de kankuamos esperaba reunido con alegría y expectativa la llegada del 2009, un artefacto explosivo, que hasta el momento no ha sido determinado, les segó la vida a cuatro personas y dejó heridas de consideración a otras 65.

Las víctimas fatales de este violento hecho fueron identificadas como Gloria Lucía Arias, de 26 años; Marelvis María Mindiola Díaz, de 49; María Teresa Arias Cáceres, de 24 y Azael Arias Montero, de 27.

Funesto fin de año

Transcurría la noche del 31 de diciembre en esta población rural, ubicada al Norte de Valledupar y los habitantes del pueblo, especialmente los jóvenes, se preparaban para asistir a ‘Patio Fresco’, una caseta tradicional en la que la ‘familia’ kankuama se reune para despedir el año viejo y recibir el nuevo con entusiasmo.

Pasaban las horas y empezaba el conteo regresivo.  Al 2008 que agonizaba lentamente, sólo le quedaban 90 minutos.  Lo que los animados bailadores no se imaginaban era que antes de que el reloj diera las doce anunciando la llegada del nuevo año, la vida de todos quedaría marcada por el sino de la violencia, la misma con la que tuvieron que luchar por años y la que en el pasado le arrebató la vida a cientos de sus hermanos indígenas.

Al filo de las 10:30, un ‘aparato’ que nadie sabe de dónde salió y se estrelló contra un palo de mango, detonó generando un fuerte sonido y causando una estampida.

Las escenas, según cuentan algunos de los heridos, fueron dramáticas; dicen los testigos que en el piso quedaron tendidos muchos heridos, mientras que otros salían corriendo en busca de socorro.

Cuando las autoridades dieron el primer aviso a Valledupar solicitando refuerzos y el apoyo médico para evacuar a los heridos, de inmediato se activó el plan de contingencia para la atención de los afectados con la onda explosiva.

Miembros de la Secretaría de Salud Departamental y del Centro de Regulación de Urgencias y Emergencias, CRUE, estuvieron en Atánquez media hora después de la explosión.  Según el coordinador del CRUE, Juan Felipe Bermúdez, doce ambulancias empezaron la evacuación de los heridos.

ONIC Repudian acto criminal

La Organización Nacional Indígena de Colombia, ONIC, repudió el acto criminal, y convocó a la comunidad nacional e internacional a volcar su mirada nuevamente hacia el pueblo Kankuamo, “que requiere de apoyo directo para seguir perviviendo y fortaleciendo su proceso organizativo”.

Para la ONIC, este hecho “demuestra que es imperativo que se mantengan las medidas provisionales y cautelares de la Comisión Internacional de Derechos Humanos, CIDH, más no su desmonte, tal como lo requirió hace menos de un mes el gobierno de Álvaro Uribe y su política de Seguridad Democrática”, puntualizó Luis Evelis Andrade Casama Arias, Consejero Mayor de la ONIC.
Por su parte, la Organización Indígena Kankuama, OIK, rechazó el acto y convocó la solidaridad de su pueblo para con las víctimas; a los organismos de Derechos Humanos, DDHH, a seguir acompañándolos y a las autoridades civiles militares esclarecer el hecho de manera oportuna y sin dilación”.

Autoridades manifestaron su dolor

El alcalde de Valledupar, Rubén Carvajal Riveira, manifestó que la noticia fue recibida con mucho dolor y tristeza para toda la comunidad de Valledupar y la Administración Municipal.

“Entrar el Año Nuevo con un accidente tan grande como este donde mueren cuatro personas y 71 hermanos nuestros quedan heridos, no es ninguna buena noticia para ninguna comunidad”, dijo el alcalde a Vanguardia.

Por su parte, el gobernador del Cesar, Cristian Moreno Panezo, lamentó el trágico hecho sucedido en el corregimiento de Atánquez. “Según reportes de la Policía todavía no se sabe con certeza si se trata de un atentado o un accidente, pero es muy lamentable lo sucedido.

En nombre del Gobierno del Cesar enviamos un mensaje de solidaridad y de pesar a las familias de las víctimas y a toda la población de Atánquez en general”, dijo el gobernador Moreno Panezo, momentos en que salía en un helicóptero para el sitio donde ocurrieron los hechos. Todas las víctimas pertenecen a la comunidad indígena kankuama.

LISTA

Dos hipótesis

Según las autoridades, todavía no se tenía claridad sobre lo ocurrido porque las investigaciones están en desarrollo, aunque se trabajaba sobre dos hipótesis expuestas:
1 Una granada que portaba una persona había explotado de manera accidental.
2 El artefacto explosivo fue lanzado desde fuera al sitio donde estaban bailando.

Publicidad
Publicada por: MARÍA JOSÉ RUMBO