Miércoles 15 de Agosto de 2018 - 12:01 AM

Los discursos del siete de agosto

Comparta este artículo ›

Columnista: Fundación Participar

Seguramente muchos esperaban dos discursos alineados en idéntica dirección, teniendo en cuenta que sus expositores comparten la misma fuente ideológica que les da identidad política. Sin embargo, el contraste entre los dos planteamientos tiene sus explicaciones lógicas: para su cabal comprensión recordemos que uno de los ejes centrales de la agenda gubernativa del presidente Duque le apuesta a la búsqueda de la unidad nacional, en procura de construir “un gran pacto para Colombia”, liberado de las imágenes que se captan en los espejos retrovisores, a los que explícitamente renunció el nuevo mandatario. En ese orden, habría sido un contrasentido que el Presidente se hubiese venido lanza en ristre contra el Gobierno de Santos; ahí sí habría hecho trizas su propósito de unidad nacional.

Con inobjetable coherencia dedicó su espacio a reiterarle al país sus propuestas fundamentales, en las que ha afincado la respuesta a tantos anhelos y necesidades históricamente aplazados.

Las mejores energías del nuevo Gobierno no pueden dilapidarse en diatribas de acento personalista, mientras los grandes problemas nacionales no dan más tregua.

No se trata de apaciguar a la oposición; la democracia se edifica bajo el mismo cielo, en cuyo escenario convivan el Gobierno y quien lo controla políticamente. Y hablando de control político, en función de este concepto se entiende el discurso de Macías. En efecto, alguien tenía que hacer el corte de cuentas del gobierno saliente, y quién mejor que el vocero del organismo que tiene esa atribución constitucional.

Por cierto, quienes lo han cuestionado olvidan que la disertación de aquel está inscrita en el ámbito de sus competencias institucionales. Así como el programa de Gobierno era el tema obligado del nuevo Presidente, es absolutamente comprensible que quien funge como jefe del legislativo hiciera memoria fidedigna de la problemática que nos aqueja, cuando se registra un cambio de Gobierno. La pertinencia de una actuación pública la confirma su espectro funcional.

Publicidad
Autor: Fundación Participar
Este artículo obedece a la opinión del columnista. Vanguardia Liberal no responde por los puntos de vista que allí se expresen.
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.