Miércoles 22 de Agosto de 2018 - 09:01 AM

Con mezquindad no se construye

Comparta este artículo ›

Columnista: Fundación Participar

Estamos agobiados con la polarización que se instaló entre nosotros. Hay atizadores por igual entre políticos y periodistas, en la derecha y en la izquierda, mientras los ciudadanos observan con angustia cuánto daño hace esta polarización en el ánimo del país.

Las mediciones sobre la percepción de si el país va por buen o mal camino, mostraban un amplio margen negativo hasta el final del gobierno Santos. Según Yanhass, en el país que recibió Duque sólo el 24% de los encuestados era optimista sobre el futuro, apenas el 24% aprobaba los acuerdos con las Farc y el 20% el proceso con el Eln; la percepción el progreso de la economía era apenas del 11% y un precario 22% creía que el país iba por buen camino. En pocas palabras, el ánimo estaba por el piso.

El cambio de gobierno ha traído un cambio en la tendencia. Los ciudadanos tienen mayoritariamente (53%) una imagen favorable del presidente Duque, quieren darle y darse la oportunidad de construir un país en el que quepamos todos, cimentado en los principios de Equidad, Legalidad y Emprendimiento. En sus primeras dos semanas, el Presidente ha dado muestras de su voluntad inquebrantable de cumplir con sus propuestas y compromisos.

Los ex presidentes Gaviria, Pastrana y Uribe decidieron reunirse para brindar su apoyo al presidente Duque. Según sus propias declaraciones, querían enviar un mensaje de unidad, mostrar que es posible llegar a consensos en temas cruciales como la lucha contra la corrupción, el impulso a la economía, la agenda legislativa, sin perjuicio de que en algunos temas subsistan desacuerdos. Pero los políticos de la oposición y un buen número de periodistas ni siquiera les dieron el beneficio de la duda, salieron a atacarlos ferozmente afirmando que lo único que les interesa a los tres patriarcas es dividirse el poder, que no les importa el país.

No, ¡No sean destructivos!, debe ser posible dar un primer paso hacia la despolarización y ese gesto iba en ese camino. Por favor, ¡más patriotismo y menos mezquindad!.

 

Publicidad
Autor: Fundación Participar
Este artículo obedece a la opinión del columnista. Vanguardia Liberal no responde por los puntos de vista que allí se expresen.
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.

Comentarios