Martes 14 de Agosto de 2018 - 12:01 AM

El atraso del sector rural

Comparta este artículo ›

Columnista: Gustavo Galvis Hernandez

Cuando se tiene la oportunidad de visitar alguna vereda de un pequeño caserío, por el atraso económico y social de su gente se entiende porqué se ha producido un desplazamiento acelerado e irreversible de los habitantes del campo a las ciudades, causando un crecimiento acelerado y desordenado, que las lleva hacia el colapso vial y ambiental.

Hace unas décadas, el ochenta por ciento de la población colombiana era rural; hoy es todo lo contrario y se agudizará próximamente; los jóvenes campesinos especialmente, migran a las urbes a buscar mejores condiciones de vida.

Son urgentes políticas públicas adecuadas para el campo; falta asesoría técnica en las actividades agrícolas para mejorar la productividad, de acuerdo a la vocación de cada región complementada con la identificación de mercados con demanda para productos rentables. También, el acceso al crédito barato en el contexto de la organización de los pequeños productores en cooperativas agrarias para bajar costos de producción.

En lo social, la educación debe incluir información y conocimientos especiales para el campo, como en lo ambiental, contra la deforestación y la conservación de los bosques que son las fábricas de agua. Una finca sin bosques y sin agua se desvaloriza, más ahora que se espera crecimiento del agroturismo y el ecoturismo en el país.

En salud, campañas preventivas; que vuelvan las huertas caseras que mejoren la alimentación. Ya no se ven, y las enfermedades crónicas cardiovasculares y la diabetes se han incrementado. En vivienda es urgente un plan masivo de mejoramiento físico subsidiado, como se ha hecho en las ciudades. Impresiona verlas sin pisos adecuados, sin servicios de agua y alcantarillado, sin energía eléctrica y basuras esparcidas por todas partes.

Grandes retos los del nuevo Gobierno con las personas del campo, más ahora con miles de migrantes del vecino país ofreciendo trabajar casi gratis, desplazando a los jornaleros locales.

Publicidad
Autor: Gustavo Galvis Hernandez
Este artículo obedece a la opinión del columnista. Vanguardia Liberal no responde por los puntos de vista que allí se expresen.
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.