Domingo 14 de Agosto de 2016 - 12:01 AM

¿Y ud. leyó el documento o le contaron?

Comparta este artículo ›

Columnista: Oscar Mendoza

Es un derecho que cada quien decida según sus creencias y valores. De un tiempo para acá, muchos colombianos han entregado el poder de la información a un grupo de elegidos que influyen en lo que muchas personas dicen, piensan y hacen. Antes se llamaban líderes de opinión. Hoy en mercadeo los llamamos creadores de tendencias, pues impactan en los hábitos de consumo de las personas.

Los hay de todos los tipos: Políticos, artistas, líderes religiosos, periodistas o youtubers. He preguntado en diferentes grupos quién ha leído el documento de lo acordado a la fecha en La Habana. Unos se riegan en prosa por el Sí, otros por el No. A la fecha, dos personas del común como yo me han confirmado que están leyendo el documento que se encuentra a través de las redes sociales. Todas las semanas cruzamos información y avances para nuestro entendimiento mutuo de lo acordado, teniendo claro que ni Roy Barreras ni José Obdulio Gaviria son fuentes objetivas ni confiables.

Mafalda dice que vivir sin leer es muy peligroso porque nos obliga a creer en lo que nos dicen otros. Dejar que otros lean, interpreten y nos digan qué hacer, es como estar en las cruzadas del siglo XII. Confiar en los políticos de uno u otro lado, periodistas contratistas o actores con intereses particulares es un acto de ingenuidad que raya en la irresponsabilidad. Haya puesto su familia muertos o no, tocado las masacres por la televisión o en carne propia, todos tenemos el deber de leer el documento y ejercer el derecho de votar si estamos de acuerdo o no.

Esto no se trata de ver o no una película recomendada o firmarle el poder al vecino para la junta del edificio. En las peleas de pareja siempre hay tres versiones: la de uno, la del otro y la verdad. Lo acordado ni es el paraíso, ni es el infierno. Debe tener cosas buenas, regulares y malas según se le mire. Solo usted debe decidirlo y evaluar si este es el primer ladrillo para construir un nuevo país o es mejor opción seguir como vamos.

Publicidad
Autor: Oscar Mendoza
Este artículo obedece a la opinión del columnista. Vanguardia Liberal no responde por los puntos de vista que allí se expresen.
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.