El retorno de los cepos | Editorial | Vanguardia.com
Martes 21 de Marzo de 2017 - 12:01 AM

El retorno de los cepos

Comparta este artículo ›

La historia reciente no evoca buenos recuerdos. La implantación de cepos en Bucaramanga para inmovilizar vehículos mal parqueados durante la administración de Iván Moreno Rojas no tuvo, al igual que prácticamente todas sus actuaciones, un buen resultado. Y no lo tuvo, porque no se llevó a cabo siguiendo los preceptos de la ética, los principios de la moral y mucho menos los intereses de la ciudadanía para aplicarlo.

Es así como para comenzar, luego de una adjudicación del contrato bastante polémica por no decir sospechosa a un particular, en la cual más del 80% del monto de cada multa se quedaba en sus manos mientras solo el resto iba a las arcas de la Dirección de Tránsito, el proyecto se derrumbó en buena parte por la presión ciudadana que además tuvo como corolario la sanción por parte de la justicia al director de tránsito de la época.

Pero no por esas razones se puede decir que la implementación de cepos sea mala per se.

En otras palabras, luego de conocida esta semana la intención del alcalde Rodolfo Hernández de revivir los inmovilizadores de carros, al programa bien se le puede dar otra oportunidad.

Eso sí, siempre y cuando sea bien ejecutado, con las reglas de juego claras y la información suficiente para la ciudadanía.

Es que cualquier avance que se logre en el ejercicio de la autoridad pero sobre todo en el despeje de la invasión de los andenes y calles por parte de vehículos mal parqueados, la movilidad de la ciudad sin ninguna duda lo agradecerá.

Sí. Una de las causas más evidentes y directas en los embotellamientos del tráfico en Bucaramanga se debe sin duda alguna a la inundación de vehículos mal estacionados.

Y es que resulta suficiente pasar por cualquier calle o avenida del centro o Cabecera, para darse cuenta de primera mano que la reducción de carriles de tres a dos e incluso a uno se debe a esta pésima costumbre.

Costumbre contra la cual, hay que insistir, los cepos pueden hacer un gran aporte, ya que educarían a quienes no piensan en sus semejantes y parquean donde quieren sin importarles las consecuencias, al tiempo que se mejoraría el tráfico y se incrementarían los ingresos que tanto necesita la Dirección de Tránsito.

La aplicación de cepos puede parecer odiosa pero ante el caos que reina en las calles, bien puede ser una solución efectiva.

Publicidad
Publicada por: REDACCIÓN EDITORIAL
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.