Las redes sí tienen límites | Editorial | Vanguardia.com
Miércoles 07 de Febrero de 2018 - 12:01 AM

Las redes sí tienen límites

Comparta este artículo ›

Una y otra vez, las redes difunden informaciones que resultan ser falsas, pero que ante la facilidad con la que estas se replican queda en el imaginario social que tales hechos mentirosos son verdad.

Por eso, se recibe como acertada la decisión de la Corte Constitucional, que en Sentencia T-695 del 2017, estableció que la libertad de opinión, y la amplitud para expresarla que otorgan las redes sociales no es ilimitada, ni es una carta abierta para que se puedan hacer afirmaciones mentirosas y calumniosas.

Ha dicho la Corte que el lugar privilegiado que ocupa la libertad de expresión no habilita para que este derecho pueda ejercitarse “de manera irrestricta, negligente e irrespetuosa de los derechos fundamentales al buen nombre, a la intimidad y a la honra de los demás”.

Con este fundamento, la Corte Constitucional estableció que quien publique información en sus redes sociales tiene la obligación de corroborar que tal información es verídica, y si es mentirosa y ofende la dignidad de alguna persona o entidad, es responsable por el perjuicio causado por ella y deberá retractarse.

Hoy las redes sociales, si bien han facilitado los procesos comunicativos, se han convertido en un campo de batalla, donde se agrede a quien no piensa igual y donde se ha permitido que quienes tienen algún tipo de interés adelanten campañas de desprestigio con informaciones mentirosas. Hasta el momento esta práctica dañina ha venido ejerciéndose sin límites, por lo cua la decisión de la Corte significa un avance en la protección de los derechos fundamentales.

Nuestro día a día requiere que la ciudadanía empiece a ser corresponsable en la construcción de una mejor sociedad.

El llamado es a crear conciencia de que publicar informaciones conlleva un ejercicio de responsabilidad social y que es un deber ciudadano tratar de confrontar lo que se publica y verificar su autenticidad y no ser partícipe de la desinformación y el engaño. Es necesario que la ciudadanía busque contrastar esta información o de lo contrario que sea consciente de que es responsable de lo que afirme en sus redes sociales.

Publicidad
Publicada por: REDACCIÓN EDITORIAL
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.