Jueves 12 de Julio de 2018 - 12:01 AM

Más acuerdos y menos ultimátums

Comparta este artículo ›

Acabamos de vivir una semana que deja poco de qué enorgullecerse, al menos en relación con el ultimátum planteado el pasado jueves por la administración municipal a 16 de sus pares en el departamento. Según el alcalde Rodolfo Hernández, si la Cdmb no levantaba la orden de cierre temporal a unas obras que se adelantan al interior de El Carrasco, la alcaldía ordenaría la clausura del botadero de basuras, sin importar el perjuicio gravísimo que se hubiera causado a 16 municipios, incluyendo Floridablanca, Piedecuesta y Girón.

La respuesta airada del Alcalde Hernández ante la decisión de la Cdmb implicaba que en solo seis días todos los municipios debían encontrar una opción para disponer centenares de toneladas diarias de basura, lo que en términos prácticos era sencillamente imposible.

El ultimátum del Alcalde de Bucaramanga provocó la reacción de algunos mandatarios afectados, que consideraron abusiva la decisión del mandatario, al considerar que no tenía facultades para determinar el cierre de un botadero que sirve a varios municipios.

Finalmente, la Superintendencia de Servicios públicos aseguró que la decisión de sellar la obra que tomó la Cdmb no tenía relación alguna con la disposición de basura de parte de los municipios que lo hacen todos los días.

Así las cosas, quedó en evidencia que el ultimátum anunciado era inviable y la medida extrema de la Alcaldía de Bucaramanga tuvo que quedarse en un simple anuncio.

Es lamentable que ante una problemática tan grave y que lleva tantos años, como lo que sucede con el destino de El Carrasco, los alcaldes del área no hayan podido establecer una ruta de solución y que, por el contrario, se tomen decisiones basadas más en la soberbia que en la razón.

El problema de la basura necesita una solución seria, concertada, de largo plazo y, por lo menos, de resorte metropolitano. Pero, tras el fallido proceso de búsqueda de una solución a la problemática de las basuras, que quedó congelado como consecuencia del escándalo de Vitalogic, el tema del futuro del El Carrasco sigue sin determinar.

Lo que más necesitamos los habitantes del área son más propuestas y acuerdos entre gobernantes, y menos ultimátums.

Publicidad

Publicada por: REDACCIÓN EDITORIAL
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.

Comentarios