Jueves 06 de Septiembre de 2018 - 12:01 AM

Un enfrentamiento en el que pierden los ciudadanos

Comparta este artículo ›

Desde hace ya demasiado tiempo, la Corporación de Defensa de la Meseta de Bucaramanga, Cdmb, y el Área Metropolitana de Bucaramanga, AMB, mantienen una disputa legal que, si bien pudo tener justificación cuando se planteó hacia 2012, hoy llega a niveles insostenibles. Por cuenta de esta disputa hoy una de esas instituciones se empeña en desconocer el fallo del Consejo de Estado, las administraciones del área reconocen como autoridad ambiental a entidades distintas y el ciudadano al final ya no sabe a quién acudir.

Las dos entidades se disputan el derecho a ser la autoridad ambiental en Bucaramanga, no tanto por el alto compromiso con el alto valor que ello contiene para la salud y la vida de las personas, sino porque tal condición determina quien es el llamado a administrar la sobretasa ambiental, que ronda los $65 mil millones. Así, el enfrentamiento entre la Cdmb y el AMB, que ascendió lentamente las gradas de la jerarquía judicial hasta llegar al peldaño más alto, ahora parece que se quedará estacionado allí, por cuanto el AMB no quiere reconocer lo que ha determinado el Consejo de Estado y se niega a entregar a la Cdmb el poder como autoridad ambiental, mientras la Cdmb reclama el giro de estos recursos. Es cierto que no son infundados los temores que se ciernen sobre el correcto manejo de estos recursos por parte de la Cdmb, por el manejo político que ha rondado la entidad en los últimos años. Pero si no se está de acuerdo con lo fallado por el Consejo de Estado, la oposición debe elevarse dentro de los parámetros de la institucionalidad y con los recursos que la normativa colombiana otorga.

Pero lo verdaderamente preocupante de todo esto es que los habitantes de Bucaramanga y su área metropolitana quedaron en mitad de una disputa jurídica y hoy no saben ante qué entidad elevar sus peticiones, lo cual es aún más preocupante cuando se sabe que tanto la Cdmb y el AMB manejan conceptos distintos frente a temas similares de la dinámica burocrática que acompaña los trámites ante estas entidades,

Esperemos que esta pelea por la autoridad termine por resolverse pronto por el bien de los ciudadanos, que al final terminan siendo los más perjudicados con esta disputa por quién es la autoridad ambiental.

Publicidad
Publicada por: REDACCIÓN EDITORIAL
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.

Comentarios