Sábado 18 de Marzo de 2017 - 12:01 AM

Lote abandonado preocupa a los vecinos de Torcoroma

Comparta este artículo ›

Alexander Becerra o./VANGUARDIA LIBERAL
El comerciante Vladimir Reyes Álvarez advierte que a lo largo de los meses en que ha estado desocupado el lote, los delincuentes han ido desvalijándolo y utilizando los cuartos para todo tipo de fechorías.
(Foto: Alexander Becerra o./VANGUARDIA LIBERAL)
La preocupación por un lote privado que lentamente ha caído en manos de habitantes de la calle y delincuentes comunes arrebató la tranquilidad de comerciantes y vecinos del barrio Torcoroma.

Así lo denunciaron esta semana a Vanguardia Liberal, a la vez que explicaron que este lote donde alguna vez funcionó un parqueadero lleva más de un año desocupado.

“No tenemos tranquilidad. A mi vecino se le intentaron meter hace un par de semanas y en otra casa robaron dos escaleras.

Todas las noches es lleno de personas fumando marihuana y no se ha podido hacer nada y los dueños no han acatado los llamados tampoco”, señaló un habitante de la carrera 19 con 54, dirección donde está ubicado el lote.

Piden solución

Vladimir Reyes Álvarez, comerciante de la zona, señala que este lote “es la guarida de ladrones que hacen sus fechorías y guardan sus cosas.

Ahí hay piezas, cuartos... donde se esconden marihuaneros y en general toda clase de vándalos”, agregó Reyes Álvarez.

Según este comerciantes, la Policía es poco lo que ha podido hacer, ya que si bien han acudido a los llamados, los delincuentes huyen.

Asimismo, explicaron vecinos que el llamado es para que los propietarios de este lote hagan un cerramiento efectivo, ya que los pocos obstáculos que existían para impedir el ingreso al sitio ya fueron vulnerados por los amigos de la noche.

Publicidad
Publicada por: REDACCIÓN JUDICIAL
Ahora en Whatsapp
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.