Jueves 20 de Febrero de 2014 - 05:30 PM

A nadie le interesa el petróleo que brota de finca en Santander

En la finca La Esmeralda, ubicada en Sabana de Torres, emana petróleo del subsuelo. Su propietario reclamó a Ecopetrol y Petrosantander hacerse cargo del crudo. Petrosantander asumió la jurisdicción pero aseguró a Vanguardia.com que no tiene ningún interés, por ahora, de adelantar operaciones para extraer los 5 y 10 barriles de petróleo al día que emanan de la tierra.

Comparta este artículo ›

Tomada de la revista Dinero/VANGUARDIA LIBERAL
En la finca La Esmeralda, ubicada en la vereda La Raya, jurisdicción del municipio de Sabana de Torres, hay un manadero de petróleo natural. Entre 5 y 10 barriles diarios es la capacidad de explotación del área, cuya jurisdicción pertenece a Petrosantander.
(Foto: Tomada de la revista Dinero/VANGUARDIA LIBERAL)

Un caso de supuesta contaminación ambiental a gran escala, pero a la vez de desaprovechamiento de los recursos petroleros, se registra en una finca del municipio de Sabana de Torres, Santander.

Se trata de la denuncia que hizo Manuel Quiñones, propietario de la finca La Esmeralda, ubicada en la vereda La Raya, jurisdicción del municipio santandereano, de la que brota el crudo que según él se está esparciendo en un área de 38 hectáreas y fuentes hídricas adyacentes.

Además del perjuicio ecológico que se genera, Quiñones reclama a Ecopetrol y Petrosantander, empresas petroleras con actividades en la zona, que se hagan cargo, no solo de la limpieza del área contaminada, sino también de la reserva minera oculta en el subsuelo.

Sin embargo, ninguna de las dos compañías se ha hecho cargo de la contención ni de la exploración del crudo.

Ecopetrol evaluó la situación por pedido del propietario de la finca, pero le respondió que el sitio de donde emana petróleo está ubicado en el sector Las Monas, propiedad de Petrosantander, y no en el Campo Provincia de propiedad de la estatal, por tanto trasladó la solicitud a Petrosantander.

¿Qué dijo Petrosantander?

Pues bien, Vanguardia.com consultó a las directivas de Petrosantander, quienes reconocieron que el sitio, donde está ubicada la finca propiedad de Manuel Quiñones, corresponde a su jurisdicción.

Sin embargo, aseguraron que a Petrosantander no le cabe responsabilidad debido a que el crudo presente en su predio obedece a un fenómeno natural y no a las operaciones que desarrolla dicha compañía en esa zona.

Quiñones intentó vender su predio a Petrosantander pidiendo $3.800 millones, pero las directivas de la petrolera rechazaron la oferta argumentando que no tienen planes de exploración o explotación de hidrocarburos en esa zona.

“Petrosantander en este momento no tiene ninguna intención de perforar para extraer, porque no es comercial, no es viable financieramente. Se han hecho estimaciones. Son muy pocas cantidades las que sale del subsuelo, de entre 5 a 10 barriles diarios por mucho. Solo Petrosantander podría decidir si hace exploración o no, en el caso de interesarle, por ser nuestra jurisdicción, o Ecopetrol como socio y representante del Estado en este negocio”, afirmó Omar Mejía, jefe nacional de operaciones de Petrosantander.

Vanguardia.com se comunicó con el Ministerio de Minas y Energía a quien a través de un cuestionario vía correo electrónico solicitó una respuesta sobre el caso. Sin embargo, aún no se pronuncian. Asimismo, esta redacción pidió respuesta a Ecopetrol, a través de un correo electrónico, entidad que tampoco se ha pronunciado.

Reclamo ambiental

Frente al reclamo de tipo ambiental hecho por el finquero, el Jefe Nacional de Operaciones de Petrosantander advirtió a Vanguardia.com que a su compañía no le corresponde hacer limpieza.

“La limpieza del área representaría un alto costo para Petrosantander. Es un fenómeno natural y mantener una cuadrilla de limpieza es un trabajo permanente que duraría mucho tiempo, y realmente el fenómeno no lo producen las operaciones de Petrosantander. Cuando la persona compró esos predios debió haber tenido conocimiento de las emanaciones, y le correspondería a esa persona tomar las medidas del caso”, indicó Mejía.

Dato histórico

Según dieron cuenta directivas de Petrosantander, el área afectada sí es de jurisdicción de Petrosantander. “Está en el sector La Monas, que es el área asignada para la operación de Petrosantander, bajo contrato de asociación con Ecopetrol".

Pero es un fenómeno natural que ya había sido advertido hace 50 años, antes que llegaran a explorar empresas como la Occidental Andina y ahora Petrosantander."Hay testimonios de colonos de hace muchos años atrás que dan cuenta de las emanaciones del crudo en el área donde hoy brota. Son vestigios claros de emanaciones naturales que hicieron que muchas empresas se decidieran en el pasado a explorar estas zonas”, rememoró Mejía, quien también advirtió que se hicieron los debates e investigaciones que arrojaron conceptos técnicos que indican que se trata de fenómenos naturales, “donde lo único que tiene que hacer Petrosantander es hacer pedagogía para que los pobladores tengan cuidado en el manejo de las aguas afectadas por este fenómeno”.

Autoridad ambiental se pronuncia

Rodolfo Sánchez, coordinador de recursos hídricos e hidrocarburos de la Corporación Autónoma Regional de Santander, CAS, confirmó la existencia de un expediente sobre el caso radicado en la oficina de Barrancabermeja.

El funcionario de la CAS advirtió que a Petrosantander se le emitirá un acto administrativo, en el que se generan unos requisitos para intervenir la problemática.

“Para que se hagan unas obras que lleven a mitigar y poder recoger el crudo esparcido. El resarcimiento por daños causados tiene que dirimirse en un estrado judicial. Como es un manadero natural hay que buscar alternativas de solución para evitar la problemática. Se tienen que hacer unas obras para el control de esa emanación que siempre habrá”, explicó Sánchez.

El Coordinador de Recursos Hídricos e Hidrocarburos de la CAS señaló que la entidad ambiental informó a la Autoridad Nacional de Licencias Ambientales (ANLA), la cual iniciará una investigación, “porque este ente nacional es el que le ha otorgado la licencia ambiental o el plan de manejo ambiental”. 

“Las CAS ya realizó una visita de inspección ocular en el sitio y se prepara otra más. Se trata de identificar el manadero de crudo. Estamos revisando la documentación porque tanto Petrosantander como Ecopetrol presentan manaderos en áreas de su influencia”, indicó.

El funcionario de la CAS advirtió que en su jurisdicción reposan unos 100 expedientes de investigaciones que tienen  que ver con derrames y manaderos de varias petroleras en la zona (Barrancabermeja, Puerto Wilches y Sabana de Torres).

Petrosantander debe responder

Esta redacción consultó a un experto en el tema. Se trata del director ejecutivo de la Federación de Distribuidores de Derivados del Petróleo (Fendipetróleo) para Santander y Cesar, Farid Jones, quien fue tajante en decir que en este caso tendría que responder primero Petrosantander como empresa y Ecopetrol como socia.

“Pero debería intervenir la autoridad ambiental, que en este caso es la CAS y a quien compete este tema, porque tiene que evaluar los daños ocasionados por la emanación de esos hidrocarburos. Tienen que sacar el petróleo y hacer actividades de remediación, porque se está generando un daño ambiental, así sea una cantidad pequeña de petróleo”, indicó Jones.

Publicidad
Publicada por: MARCELO ALMARIO CHÁVEZ
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.

Comentarios