Domingo 18 de Septiembre de 2016 - 12:01 AM

Crispín se volvió a ‘bañar’ en plata

Con su medalla de ayer, Nelson Crispín igualó al también santandereano Carlos Serrano, como los únicos colombianos con tres preseas en unas justas paralímpicas.

Comparta este artículo ›

Tomada de Internet / VANGUARDIA LIBERAL
Nelson Crispín Corzo logró ayer su tercera medalla de plata en los Juegos Paralímpicos de Río 2016, al terminar segundo en la prueba de los 100 metros libres en categoría S6.
(Foto: Tomada de Internet / VANGUARDIA LIBERAL)

Una tercera medalla de plata conquistó ayer el nadador santandereano Nelson Crispín Corzo en los Juegos Paralímpicos de Río 2016, al terminar segundo en la prueba de los 100 metros libres en la categoría S6.

De esta manera, Crispín Corzo se convierte en el segundo santandereano con tres preseas en las justas paralímpicas, tras su compañero Carlos Daniel Serrano Zárate.

Para llegar a la final, Nelson terminó segundo en su serie de clasificación con un tiempo de 1’:08’’.54, y ya en la final registró un guarismo de 1’:05’’.37, siendo superado únicamente por el cubano Lorenzo Pérez Escalona, quien agenció 1’:04’’.70, para hacerse con el metal dorado, mientras que el bronce quedó en poder del ucraniano Oleksandr Komarov con 1’:06’’.21.

Cuota santandereana

De esta manera el aporte de los deportistas santandreanos, especialmente de los nadadores, sigue siendo importante para Colombia, se suman ya siete metales en los Juegos Paralímpicos de Río 2016, los cuales le permiten a la delegación nacional cumplir con la mejor actuación de su historia en las justas.

Nelson Crispín completó tres medallas de plata, así: 100 metros pecho, 50 metros libre y 100 metros libre, en la categoría SB6.

Mientras que Carlos Serrano, que es el más ganador, tiene en su haber un oro en 100 metros pecho, una plata en 100 metros libres y un bronce en los 50 metros libres en la categoría S7.

Y finalmente figura el mentor de los anteriores nadadores, Moisés Fuentes García, único medallista nacional en tres Juegos Paralímpicos consecutivos (Beijing 2008, Londres 2012 y Río 2016), quien obtuvo la presea de bronce en la prueba de los 100 metros pecho, en la categoría SB4.

Más medallas

La participación histórica de los colombianos en los Juegos Paralímpicos Río 2016 cada vez es más grande y a falta de una jornada para el final de las competencias, la delegación nacional ya suma 17 preseas totales, repartidas en dos oros, cinco platas y 10 bronces.

Además del santandereano Nelson Crispín, también subieron al podio Weiner Díaz y Maritza Arango en atletismo.

La primera alegría del día llegó en los 1.500 metros del atletismo en la clase T11 femenina, gracias a Maritza Arango, quien finalizó tercera junto con su guía Jonathan Sánchez, con un tiempo de 4’:45’’, detrás de keniata Nancy Koech, ganadora de la plata y de la china Jin Zheng, campeona paralímpica.

Y el cierre de la jornada estuvo a cargo del atletismo, con la presencia de Weiner Díaz y Dixon Hooker en la final de los 400 metros planos clase T38 y allí el colombiano Díaz se quedó con la medalla de bronce, con un tiempo de 51’’.44, mientras que Dixon finalizó en el sexto lugar, asegurando el diploma número 52 de la delegación nacional en Río-2016.

Con las 17 medallas conseguidas y la participación más destacada de toda la historia del olimpismo para Colombia, para hoy está programado el cierre y la ceremonia de clausura, pero el cierre deportivo será con la última opción de medalla para los colombianos, porque compite el antioqueño Elkin Serna en el maratón, prueba en la que ya subió al podio en Beijing-2008 y Londres-2012.

Con las 17 medallas totales, la delegación nacional ocupa el puesto 36 en el medallero general de los Juegos Paralímpicos, con dos oros, cinco platas y diez bronces.

Publicidad
Publicada por: REDACCIÓN Y AGENCIAS
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.