miércoles, 18 mayo 2022
lunes 17 de enero de 2022 - 5:25 PM

Critican que no se tipificara como feminicidio el asesinato de joven abandonada en una maleta en Bucaramanga

La muerte de Julieth Jhoann Álvarez Mejía, de 22 años, ha causado indignación nacional por la forma en como Edwin Yesid Medina Ardila, su homicida, acabó con su vida y trató de esconder el cadáver. Fuertes críticas ha suscitado el hecho de que no se tipificó como feminicidio su crimen.

Colectivos feministas y ciudadanía en general han expresado su descontento con las autoridades que catalogaron como homicidio el crimen de la mujer de 22 años cuyo cuerpo fue abandonado en una maleta en un parque de Bucaramanga.

Gina Pineda Garzón, directora del Directora del Observatorio Ciudadano del Feminicidio de Santander, explicó a Vanguardia que dicho asesinato es un claro feminicidio porque se evidencia la cosificación de la víctima.

“Julieth fue considerada por el agresor como una mercancía de la cual podía disponer -incluso de las formas más extremas-, se presentó instrumentalización sexual y de género y un tratamiento deshumanizado de la víctima, cuyo cadáver fue dispuesto en bolsas de basura, transportado y arrojado en vía pública. Estos aspectos demuestran las violencias contra Julieth por el hecho de ser mujer, reflejándose el sumo desprecio y castigo por lo femenino”, indicó Pineda.

De acuerdo con la experta, estos elementos son congruentes con características de feminicidio, establecidas en protocolos de orden internacional y nacional como la Guía de recomendaciones para la investigación judicial, atención y prevención de las muertes con sospecha de feminicidio del Instituto Nacional de Medicina Legal.

Lea además: Hombre que arrojó el cuerpo de una mujer en una maleta en Bucaramanga confesó el crimen

En el caso del homicidio de Álvarez, la experta indicó que existe un desconocimiento del delito de feminicidio y su investigación especializada, una ausencia de la debida diligencia en investigación con enfoque de género y dificultades para comprender que los feminicidios no solo ocurren en el contexto de pareja, expareja o familiar sino que pueden ser perpetrados en cualquier ámbito.

“También hay prejuicios sexistas y posible estigmatización de la víctima por la situación de prostitu-ción que experimenta. Además una resistencia a materializar la Ley 1761 que tipifica el feminicidio como delito autónomo”, comentó.

Lea: Así fue el crimen de la mujer cuyo cuerpo arrojaron en una maleta en Bucaramanga

Las autoridades, según Pineda, ocultan los feminicidios al procesarlos como homicidios pues con este último delito se pueden realizar preacuerdos y grandes descuentos en la pena al aceptar cargos, mientras que el delito de feminicidio no lo permite.

“En el rastreo y análisis de asesinatos contra mujeres en Santander entre 2017 y 2021, el Observatorio Ciudadano del Feminicidio ha detectado una práctica sistemática de ocultamiento de feminicidios procesados erradamente como homicidios; ocultamiento que se agudiza para mujeres en situación de prostitución, mujeres en habitabilidad de calle y mujeres trans”, explicó Pineda.

De acuerdo con el abogado penalista Rodrigo Parada, el delito puede tipificar un feminicidio, pero procesalmente hablando es muy complicado.

“Si la Fiscalía tiene como acreditar que ese señor le causó la muerte para no pagarle el dinero que le adeudaba por una situación sexual, eventualmente se le configura la figura de feminicidio”.

Lea además: Identifican a la mujer hallada muerta dentro de una maleta en Bucaramanga

Sin embargo, Parada explicó que el problema de tipificar nuevamente el crimen es que se debe anular el proceso y el homicida quedaría en libertad.

“El problema es un tema procesal, porque si a ese señor ya le imputaron cargos por homicidio y él los aceptó, la única opción para convertirlo en feminicidio es que el juez de conocimiento anule la aceptación de cargos. Pero eso puede desencadenar la libertad del señor”, dijo Parada.

Respecto al caso, la Fundación Mujer y Futuro mediante comunicado pidió a las autoridades que ar-ticulen acciones para eliminar las violencias contras las mujeres en Santander y garantizar espacios libres de violencias para todas.

La Fundación “manifiesta su rechazo por el feminicidio de Julieth Álvarez de 22 años, ocurrido en Bucaramanga, caso tipificado erróneamente por la Fiscalía como homicidio agravado, desconociendo los principios rectores de la debida diligencia en materia de investigación y juzgamiento del delito”.

De acuerdo con la organización, este hecho evidencia que en el departamento “se continúa asesinando a las mujeres por su condición de mujeres, y que a pesar de ser un delito tipificado en la Ley 1761 de 2015, los casos de feminicidios siguen siendo vistos como homicidios, analizados sin perspectiva de género y en desconocimiento de la ley”.

Suscríbete
Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Image
Daniela Puentes Rueda

Periodista egresada de la Universidad Autónoma de Bucaramanga. Miembro del equipo digital de Vanguardia desde 2014 y de la Unidad Investigativa desde 2018.

Desde estos espacios ha participado en trabajos premiados en Santander y Colombia.

Desde 2019 hace parte de la red nacional de chequeadores con NoSeaPingo, de Vanguardia.

@bridgesdani

dpuentes@vanguardia.com

Lea también