domingo, 13 junio 2021
martes 11 de mayo de 2021 - 12:00 AM

Esta semana se define si sigue suspendida la alternancia en las instituciones educativas de Bucaramanga y el área

Escuchar este artículo

Debido al incremento de casos de COVID-19 en el departamento, la circulación de la nueva cepa brasileña, la situación de orden público y la ocupación de Unidades de Cuidados Intensivos, los mandatarios del área metropolitana de Bucaramanga han acordado continuar con la suspensión del plan de alternancia. Sin embargo, antes del viernes tendrán que decidir si en la siguiente semana se mantiene o se reanuda.

En el caso de Bucaramanga, mediante la circular 137, se notificó a rectores y directores de establecimientos educativos oficiales y privados de la suspensión de actividades académicas en presencialidad hasta el próximo 14 de mayo.

La medida, incluso, está respaldada por el Ministerio de Salud y Protección Social, en cumplimiento de las disposiciones contenidas en la Circular Externa número 26 que conmina a los municipios a solicitar autorización previa a realizar cierres preventivos.

“En ese orden de ideas, las instituciones educativas deberán adoptar las estrategias de enseñanza aprendizaje en casa para fortalecer el proceso formativo de los estudiantes a través del herramientas sincrónicas o asincrónicas que permitan seguir consolidando la gestión académica y fortalecer los logros alcanzados en materia de alternancia educativa”, se precisó en el documento.

Lea también: Alistan planes de contingencia para manejo de cadáveres

La Secretaría de Educación de Bucaramanga confirmó que una vez se autorice el reinicio de las clases en alternancia se adelantará el proyecto ‘Retorno a Clase’ que fue socializado por personal de la Facultad de Salud de la Universidad Industrial de Santander, donde se procederá con la aplicación de pruebas PCR a docentes, administrativos y estudiantes, con el consentimiento de los padres de familia, para romper las cadenas de contagio.

Según lo que se ha establecido, los resultados de las pruebas que allí se tomen se entregarían en un tiempo estimado de 24 horas, máximo 36 horas. El objetivo es recolectar 360 muestras al día para procesar 180 en la mañana y el resto en la tarde.

Suscríbete
Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Lea también