jueves, 18 agosto 2022
martes 05 de julio de 2022 - 10:30 AM

En Piedecuesta, aumenta la inseguridad y el hacinamiento en la Estación de Policía

De acuerdo con la Policía Metropolitana de Bucaramanga, el hacinamiento en la estación Piedecuesta registra un incremento del 508% sobre pasando de una capacidad de 12 personas a 73 personas.

La inseguridad se ha tomado Piedecuesta, y los habitantes del municipio solo esperan que ocurra otra tragedia. En el último mes los ‘garroteros’ han sido testigos de, al menos, tres muertos. Entre estos, el asesinato de un joven de 16 años, que fue atacado por dos hombre en la Cancha del barrio El Trapiche. Ante estos acontecimientos, la comunidad manifiesta sentirse ‘maniatada’ ante tanta inseguridad.

“Yo no sé qué está pasando, pero las autoridades poco hacen caso a estas situaciones. A veces vienen acá, revisan a los muchachos y les quitan armas, pero después todo sigue igual porque se reúnen nuevamente en las cantinas que quedan frente a la cancha, y sigue la inseguridad”, cuenta Olga Lucía Cruz, presidente de la JAC de este barrio.

Lo cierto es que los sitios deportivos, zonas verdes, y todo aquellos que permita al hampa refugiarse se han convertido en los focos de inseguridad, sitios propicios para esconder armas.

Y últimamente en los escenarios de crímenes.

A esta situación se le suma el hacinamiento que se está viviendo en la única Estación de Policía que hay en el municipio. Escenario que estuvo en la lupa de los medios de comunicación después de un vídeo que se viralizó donde varias personas privadas de la libertad agreden a un joven que había sido trasladado desde la Cumbre, presuntamente por una situación similar.

Para el personero Freddy Gómez López, la situación es mucho más compleja de lo que se percibe, pues la carga que tienen los Policías que custodian este sitio les impide monitorear la zonas para reducir los índices de seguridad. “Doce personas del cuerpo de Policía dejan de hacer vigilancia, por estar cuidando los presos, y esto repercute en que varias partes del municipio tenga dificultades con estos hechos de inseguridad”, aclaró el funcionario.

Sin soluciones convincentes

La inseguridad en el municipio y el hacinamiento parecen ser un ciclo interminable. Una es la desencadenante de la otra y viceversa.

No olvide leer: El talento local se hizo presente en la feria del emprendimiento juvenil

En esto coincide Gómez: “El hacinamiento genera situaciones como la que vimos de agresión, porque no es posible observar que está sucediendo, puesto que el hecho ocurrió en la parte trasera del sitio, y como la parte delantera está tan llena el custodio no pudo observar”, dijo

La situación es muy preocupante. De acuerdo con la Policía Metropolitana de Bucaramanga, el hacinamiento en la estación Piedecuesta registra un incremento del 508% sobre pasando de una capacidad de 12 personas a 73 personas.

“A veces suele llegar a 90 personas”, aclara el personero.

Lo cierto es que, según el funcionario, esta situación ya ha escalado al Ministerio de Justicia e interior, sin embargo, es una situación de orden nacional, pues las cárceles en el país también presentan altos niveles de hacinamiento.

Suscríbete
Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Publicado por
Lea también