sábado, 06 agosto 2022
domingo 26 de junio de 2022 - 2:08 PM

¡Llegó el día! Nacional sale por la estrella 17 en Ibagué

La espera terminó para Nacional. Después de cinco años sin festejar una Liga, este domingo desde las 7:00 p.m. y con ventaja en la serie, 3-1 a su favor, disputará el último partido del semestre ante el Tolima, con la convicción de alcanzar la estrella 17 y el título 31 de su historia.

Aunque el que juega es el presente, las estadísticas están de lado del club antioqueño teniendo en cuenta que en las 38 finales por torneos cortos, solo en 7 ocasiones el equipo perdedor en la ida logró revertir la situación en el partido de vuelta, para quedarse con la estrella.

Será también la oportunidad, en el estadio Manuel Murillo Toro, para que Nacional se sacuda del dominio que el Tolima ha ejercido en los últimos años en sus duelos. El golazo de Yerson Candelo que significó el 2-1 en la ida ya es un buen presagio de esa situación.

Además, porque esta vez el verde no llegaba como favorito al título, como sí lo hizo en 2018 cuando el Tolima rompió esa tendencia y terminó alzando el trofeo en Medellín. Así que es la oportunidad para que Nacional tenga revancha y alcance la estrella en Ibagué.

Acá algunos puntos para tener en cuenta de esta final.

Un grito ahogado por un lustro

Por Nacional pasaron muchos técnicos y jugadores que no lograron festejar nuevamente una Liga colombiana, después de la alcanzada con Reinaldo Rueda en 2017. La tarea no será fácil porque al frente se encuentra el Tolima, uno de los mejores equipos de los últimos años y que en 2018 se le atravesó al verde también en una final para frustrarle el sueño de ser campeón. El club pijao ajusta tres finales consecutivas de liga y quiere levantar su cuarto título. Ha sido la sequía más larga del equipo verde desde que existen los torneos cortos (2002) y por eso de la mano de un antioqueño de pura cepa, un técnico trabajador y que como jugador dejó huella, Hernán Darío Herrera, hoy está a 90 minutos de acabar con la impotencia de una hinchada que se acostumbró a ganar de la mano de técnicos como Juan Carlos Osorio y Reinaldo Rueda.

Lea aquí: Dayro Moreno seguiría con el Atlético Bucaramanga

Tolima no se la pondrá fácil al verde

El conjunto tolimense se apega a la paternidad que ejerce sobre Nacional, precisamente desde que le arrebató el título en 2018, porque a nivel histórico el club antioqueño sigue por encima en el número de victorias (102 frente a 73, además de 66 empates), pero el que juega es el presente y por eso hay que tener cuidado.

Desde esa final, hace ya cuatro años, se han registrado 16 encuentros entre ambos, de los cuales el club pijao ha sido el máximo ganador, con 11 juegos victorioso; han empatado 2 veces y Nacional tan solo ganó 3. Sin embargo, además de remontar la serie, los dirigidos por Hernán Torres tendrán que superar la frustración contenida por la institución antioqueña en este último lustro qué, aunque ganó dos copas Colombia, no fueron suficientes para saciar el hambre de un título liguero.

Un estadio pintado de vinotinto y oro

Así como al Tolima le tocó lidiar con los 44.021 hinchas de Nacional que abarrotaron las tribunas del Atanasio Girardoten el duelo de ida, esta vez será al contrario y unos 30.000 aficionados acompañarán al elenco pijao en el Manuel Murillo Toro. No se permitirá el ingreso de la afición visitante. Nada raro que, como ocurrió en el título de 2013 en El Campín frente a Santa Fe, varios aficionados verdes se camuflen entre las camisetas vinotinto y oro.

La estrategia de Nacional será el ataque

Sin renunciar a sus principios de juego pero sí tomando algunas precauciones, Nacional saldrá a buscar el partido también en Ibagué y así lo manifestó el extremo Daniel Mantilla, uno de los mejores refuerzos de esta temporada. “Hemos hablado mucho del juego del Tolima, sabemos de sus transiciones y que se hace fuerte en ese estilo, por eso va a ser muy importante el no perder el balón, estar tranquilos, sostenerlo la mayor cantidad de tiempo posible y tener bien referenciados a los jugadores rápidos de ellos que hacen daño constante por las bandas, por su velocidad”.

Lea también: ¿Guiño para el Puskás? Fifa compartió el golazo de Candelo en final de Liga

Mantilla agregó que la concentración será otro de los aspectos fundamentales para sacar el resultado. “Si perdemos el balón, tenemos que saber que nos toca volver a todos para recuperarlo. Tener ese sacrificio por todo el grupo, pero estoy seguro que por el trabajo que venimos haciendo lo realizaremos de la mejor manera”.

La baja más importante la tiene Tolima

En Nacional solo estaba en duda la presencia de Dorlan Pabón, quien salió resentido en el juego de ida, pero se recuperó satisfactoriamente.

Mientras que se esperaba el pronunciamiento de la Dimayor para saber si Gio Moreno podría jugar este compromiso y la resolución fue favorable, así que hará parte de este compromiso, que podría ser el último de su carrera.

Sin embargo, Yerson Candelo indicó que el grupo intenta convencerlo para que los acompañe por mayor tiempo en el actual proyecto deportivo, a lo que Gio respondió: “Primero salgamos campeones y ya veremos”.

En Tolima se descarta la presencia de Ánderson Plata, quien no alcanzó a recuperarse y así lo confirmó el periodista tolimense Hugo Latorre: “Está descartado, lo están tratando de recuperar para el partido frente al Flamengo. Nos hablan más o menos de dos semanas de incapacidad”. Se espera que reaparezca el extremo Jeison Steven Lucumí, que se perdió el duelo de ida de la final por temas personales (muerte de su abuela).

El “Arriero” va por su cuarta consagración

El técnico de Nacional, Hernán Darío Herrera, acostumbrado a apagar los incendios en la institución verde, busca su cuarto título como entrenador. Herrera fue campeón dos veces de la segunda división con el Real Cartagena, en 1999 y 2004. Mientras que con Nacional ya ganó una Copa Colombia durante el interinato que desempeñó en 2018.

Lea aquí: Versiones periodísticas apuntan a la continuidad de Dayro Moreno con el Atlético Bucaramanga

Así que este sería su primer título de la Liga en su palmarés. El “Arriero” tiene el respaldo de la dirigencia para que continúe al frente del equipo, pero él sabe que ganar el título sería su mejor carta para mantenerse en el cargo.

Una mezcla clave en Nacional

Antes del inicio del actual proyecto se decía que en los últimos 5 años Nacional no había podido volver a tener una mezcla entre liderazgo, experiencia y juventud, y para llegar a esta instancia lo logró.

La juventud de Kevin Mier y Juan David Cabal. Sumado al liderazgo que han adquirido Yerson Candelo y Sebastián Gómez, junto a la experiencia de Álex Mejía, Andrés Andrade, Gio Moreno, Dorlan Pabón y Jéfferson Duque le han permitido imprimirle al grupo la capacidad necesaria para volver a ser protagonista.

El técnico colomboargentino y bicampeón con Nacional, Óscar Héctor Quintabani, dice que esta mezcla es de lo más difícil de lograr en un grupo y cuando se alcanza da sus frutos. “Siempre hablamos de equipos homogéneos, pero no es fácil lograrlos. Es como cuando una receta se daña por una pizca más de sal o porque le faltó un único ingrediente. Veo que este Nacional pelea los partidos cuando los tiene que pelear y los juega cuando los debe jugar y eso solo se transmite en la cancha gracias a esos jugadores: los jóvenes con sus bríos, los de liderazgo con su carácter y los veteranos con su experiencia”

Suscríbete
Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Publicado por
Lea también