miércoles, 21 octubre 2020
martes 08 de septiembre de 2020 - 10:29 AM

Video: En Santander y otros departamentos fue desarticulada una banda dedicada a prostituir mujeres en China

La red criminal es señalada de engañar mujeres con falsos trabajos de modelaje y enviarlas a China con fines de explotación sexual comercial.
Escuchar este artículo

Siete presuntos delincuentes quienes estarían vinculados a una red de trata de personas donde las víctimas eran mujeres jóvenes de Santander y Antioquia, fueron capturadas luego de una investigación realizada entre la Fiscalía y la Policía Nacional. Más de 30 personas habrían caído en su red.

Según las Fiscalía, la banda aprovechaba la condición de vulnerabilidad de algunas mujeres, algunas de ellas migrantes en Santander, Antioquia y otros lugares del país; las contactaban para ofrecerles trabajos como modelos en el extranjero y, a través de diferentes maniobras ilícitas, trasladarlas a China donde, al parecer, eran obligadas a ejercer actividades de tipo sexual.

Los operativos de captura se llevaron a cabo de manera conjunta en Cundinamarca, Santander, Valle del Cauca y Quindío. Entre los detenidos está Daniela Botina Ocampo, alias ‘Barbie’, quien sería la cabecilla y articuladora de todas las actividades en China.

Modus operandi

A través de redes sociales, la banda se encargaba de contactar a las mujeres, otras eran contactadas a través de una casa de citas ubicada en Bucaramanga.

Una vez tenían contacto con sus potenciales víctimas, les hacían estudios fotográficos hasta convencerlas de que podrían ser modelos de prendas de vestir en China, que las ganancias eran millonarias.

Una vez eran convencidas, otros integrantes de la banda conseguías las visas y adelantaban todos los trámites para garantizar la salida de las mujeres del país.

Entusiasmadas, las mujeres recibían dinero para costear el viaje y eran entrenadas para responder las preguntas de control migratorio en aeropuertos internacionales.

El trayecto

Las víctimas eran embarcadas en Bogotá con destino a Madrid (España). De allí eran llevadas a Ámsterdam (Holanda) y finalmente a Beijing (China), donde eran recibidas y llevadas hasta un establecimiento nocturno en Cantón o Guandong.

Ahí comenzaba el calvario para estas jovencitas. Según denuncias conocidas durante la investigación, eran retenidas, les quitaban los pasaportes y documentos personales, y les imponían una deuda 14 mil dólares. Para poder costear la deuda, debían producir 600 dólares diarios en servicios sexuales.

Aunque la Fiscalía y la Dijin de la Policía solo han recibido dos denuncias formales de víctimas, se investigan más de 30 casos en los que se trabaja para ubicar a las víctimas.

Los capturados

*Daniela Botina Ocampo, alias ‘Barbie’, presunta cabecilla, quien fue capturada en Cali. Llegó a Colombia a finales de 2019 pero en enero no pudo regresar a China debido al cierre de fronteras en ese país por el COVID-19.

*James Leonardo Téllez Torres, capturado en Bogotá, quien sería el encargado de la logística y traslados en China.

*Edilma González, alias ‘La Tía’, capturada en Bucaramanga. Sería la propietaria de una casa de citas.

*Martha Rubiela Gómez Fandiño y Bellanid Rojas Rodríguez, capturadas en La Peña (Cundinamarca) y Puente Nacional (Santander. Se les atribuye la obtención de visas, pasaportes y otros trámites.

*Gloria Patricia Ocampo Ramírez y Juan Pablo López Galeano, detenidos en Armenia y Circasia (Quindío). Son señalados de proveer los recursos para preparar y costear el viaje de las víctimas.

En audiencias realizadas ante un juez de control de garantías de Bucaramanga, una fiscal de la Dirección Especializada contra las Organizaciones Criminales imputó a estas siete personas por los delitos de concierto para delinquir agravado y trata de personas. Las diligencias continúan para definir su situación judicial.

Adicionalmente, y gracias a la cooperación con las autoridades españolas, fue ubicada mediante circular Azul de Interpol una mujer que también haría parte de la estructura criminal.

Extinción de dominio

Según el coronel Gélber Hernado Cortés, subdirector de la Dijin de la Policía Nacional, “en audiencias ante un juez de Control de Garantías de Bucaramanga, una fiscal de la Dirección Especializada contra Organizaciones Criminales, imputó concierto para delinquir y trata de personas. La defensa de los derechos y la dignidad de la mujer, es uno de los ejes priorizados del fiscal general Francisco Barbosa Delgado, así como atacar las fuentes ilícitas de financiación de estas estructuras delictivas por lo que paralelamente la Dirección Especializada de Extinción del Derecho de Dominio impuso medidas cautelares de embargo, secuestro y suspensión del poder dispositivo a seis bienes avaluados comercialmente en $1.500 millones de pesos, que pertenecerían a la red de trata de personas”.

Las propiedades afectadas están ubicadas en Quindío, Bucaramanga y Bogotá: dos vehículos de gama alta, tres inmuebles, y un establecimiento de comercio (la casa de citas en Bucaramanga).

*Imágenes y videos/ Suministrados Fiscalía

Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Lea también
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.