viernes, 03 julio 2020
miércoles 03 de junio de 2020 - 12:00 AM

Las protestas y saqueos no se aplacan en Estados Unidos

Nueva York amaneció ayer con zonas de la ciudad arrasadas por los saqueos de la noche anterior, que dejó más de 700 arrestos durante el primer toque de queda decretado en la ciudad de los rascacielos en 77 años.
Escuchar este artículo

El presidente estadounidense, Donald Trump, afirmó ayer que Nueva York quedó “hecha pedazos” tras una noche de saqueos y disturbios, a la vez que criticó al gobernador, el demócrata Andrew Cuomo, por haber rechazado el envío de la “dominadora” Guardia Nacional.

“Ayer fue un mal día para los hermanos Cuomo. Nueva York quedó perdida en manos de saqueadores, maleantes, la izquierda radical y otras formas de mala vida y escoria”, dijo Trump en su cuenta de Twitter.

El mandatario había anunciado el lunes desde la Casa Blanca el despliegue de “miles y miles de soldados fuertemente armados” para detener la ola de protestas y se calificó como el “presidente de la ley y el orden”.

Le además: EE.UU. ‘no puede respirar’

Pese que el alcalde de la ciudad, Bill de Blasio, decretó el primer toque de queda en Nueva York en 77 años, la ciudad vivió una nueva noche de caos, violencia, detenciones y saqueos, sobre todo en tiendas y establecimientos de Manhattan. Entre ellos, la enorme tienda de Microsoft de la lujosa Quinta Avenida, el centro comercial Macy’s y la popular tienda de juguetes Lego en el Rockefeller Center.

De Blasio también fue el blanco de las iras de Cuomo, que en una conferencia de prensa acusó al alcalde y al Departamento de Policía Municipal de no haber cumplido con su trabajo. “Lo que ocurrió en la ciudad de Nueva York fue inexcusable”.

Trump sí celebró la situación en Washington, donde las fuerzas policiales lanzaron balas de goma y gases lacrimógenos contra los manifestantes. Pero ayer cientos de manifestantes volvieron a congregarse en el centro de Washington en una protesta pacífica, pero una enorme valla les impidió acercarse a la Casa Blanca mientras las autoridades prometían reforzar aún más el dispositivo de seguridad.

$!Las protestas y saqueos no se aplacan en Estados Unidos

Tensión en las calles

Estados Unidos vivió una nueva noche de protestas y disturbios, pese a los toques de queda declarados en las principales ciudades, cuando se cumple una semana de la muerte de George Floyd, un hombre negro que falleció a manos de un policía blanco en Mineápolis (Minesota).

Ayer, como en días anteriores, se registraban en distintos puntos de Nueva York protestas contra el trato a los negros por parte de la Policía, en las que en general reinaba la calma.

En Foley Square, cerca de la Alcaldía, cientos de personas salieron a mediodía con carteles y gritando consignas como “las vidas negras importan” y “sin justicia no hay paz”.

Entre ellos, un joven neoyorquino llamado Eric, de padres mexicanos, explicó a Efe que se sentía “empoderado, porque necesitamos un cambio y hemos esperado mucho tiempo”. “El racismo es internacional”, agregó.

$!Las protestas y saqueos no se aplacan en Estados Unidos
Dato
Las dos autopsias a George Floyd (la oficial y la independiente) han arrojado que su muerte fue un homicidio. Una dice que fue causada por “asfixia”, y la otra, un “paro cardiorrespiratorio”.
Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Publicado por
Lea también
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.