miércoles, 28 octubre 2020
viernes 22 de noviembre de 2019 - 12:00 AM

Los ocho civiles murieron por disparos

Con las ocho víctimas en El Alto, la cifra de muertos desde que estalló la crisis en Bolivia tras las fallidas elecciones del pasado 20 de octubre aumentó a 32.
Escuchar este artículo

Ocho civiles muertos el pasado martes en Bolivia durante un operativo militar y policial en respuesta a las fuertes protestas contra el Gobierno interino del país en la ciudad de El Alto fallecieron por impactos de proyectiles de armas de fuego, cuya autoría se investiga, informó ayer la Defensoría del Pueblo.

“Las ocho personas fallecidas en El Alto tras el operativo policial-militar en la planta de Senkata”, una refinería, “murieron por impacto de proyectil por arma de fuego”, según un comunicado de la Defensoría.

El Alto, ciudad vecina de La Paz, es foco de protestas contra el Gobierno interino, que las califica de actos de “terrorismo” y asegura que en las acciones de respuesta no se ha disparado ni una bala por parte de los militares.

“Todos sin excepción presentaban lesiones y traumas provocados por proyectil de arma de fuego”, determinó un informe del Instituto de Investigaciones Forenses.

Las circunstancias de esta muertes en la intervención de las fuerzas de seguridad el pasado martes están bajo investigación del Ministerio Público, subrayó la Defensora del Pueblo, Nadia Cruz.

Entre gritos de “asesinos”, la Policía dispersó ayer con gases lacrimógenos una multitudinaria marcha en La Paz con los féretros de varios de los fallecidos en un operativo de las fuerzas del orden, en el marco de los disturbios y protestas contra el Gobierno interino.

De otro lado, el Parlamento ya tiene los proyectos para agilizar las nuevas elecciones, con las que se busca pacificar un país donde la violencia tras los anteriores comicios fallidos supera los 30 muertos.

La presidenta interina, Jeanine Áñez advirtió que iba a llamar a las urnas por decreto, como sucedió en la anterior crisis de semejante gravedad en el país en 2005.

El país está sumido en uno de los conflictos más graves de su historia reciente, desde que el día después de los comicios comenzaran las denuncias de fraude a favor de Evo Morales, quien fue proclamado vencedor para un cuarto mandato consecutivo por la autoridad electoral.

El 10 de noviembre la Organización de Estados Americanos (OEA) advirtió en un informe graves irregularidades en los comicios y horas después Morales anunció su renuncia tras casi 14 años en el poder, forzado por las Fuerzas Armadas, para al día siguiente salir hacia México, donde está asilado.

La renuncia de Morales es calificada de “golpe de Estado” por varios Gobiernos. Otros países han reconocido al Ejecutivo interino de Áñez, mientras que parte de la comunidad internacional instó al diálogo sin pronunciarse sobre la crisis política.

$!Los ocho civiles murieron por disparos
Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Publicado por
Lea también
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.