lunes, 30 noviembre 2020
viernes 02 de octubre de 2020 - 12:00 AM

Paradojas camino a Barrancabermeja

Santander fue una de las principales víctimas de la tragedia de Odebrecht, lo que le ha significado 10 años de atraso. Llegó el momento de que el gobierno nacional le cumpla a Barrancabermeja, a Santander y al país.
Escuchar este artículo

Hay que cerrar las brechas en los principales proyectos del Magdalena Medio que limitan el aprovechamiento de su potencial. Tal como varios columnistas, académicos y representantes gremiales lo manifiestan, Barrancabermeja es un nodo logístico estratégico, que algunos denominan “el corazón de Colombia” dado que está atravesado por las principales arterias fluviales, terrestres y férreas del país. Sin embargo, si bien hay avances significativos, se evidencian grandes debilidades que deben corregirse con urgencia.


El proyecto en ejecución “Ruta del Cacao” permitirá reducir en más de 30 minutos el recorrido entre Bucaramanga y Barrancabermeja, gracias a la construcción de la doble calzada en dos tercios de la vía, incluyendo dos imponentes túneles y 19 viaductos. De ahí que se necesita que en los tramos restantes, entre Lisboa y el Puente Sogamoso, y entre La Lizama y La Fortuna, también se habilite una doble calzada. Los 6 kilómetros entre La Lizama y La Fortuna hacen parte del proyecto Ruta del Sol Sector 2 que debió iniciar obras en 2010, pero que fueron interrumpidas por los escándalos de corrupción de Odebrecht.

La Ruta del Sol se conecta con el río Magdalena gracias a la Vía Yuma. El 72% de esta vía ya tiene doble calzada. No obstante, los tramos restantes incluyen una carretera destapada, lo que genera un contraste difícil de creer, teniendo en cuenta que por esta vía transitan los carrotanques que salen de la Refinería de Ecopetrol y los camiones que llegan a la terminal de Impala, el puerto interno más moderno de Latinoamérica. Desde 2017, en Santander se encuentra una ventana al comercio exterior y una flota de más de 100 barcazas y remolcadores de alta tecnología. Un remolcador mueve el equivalente a 282 camiones y su uso puede generar reducciones de costos hasta del 50%.

A la fecha, el puerto opera al 19% de su capacidad debido, particularmente, a las limitaciones de la Vía Yuma y de la navegabilidad del río. El contrato del dragado del Magdalena, adjudicado a Navelena (Odebrecht), no se ejecutó por los conocidos hechos de corrupción. Santander fue una de las principales víctimas de la tragedia de Odebrecht, lo que le ha significado 10 años de atraso. Llegó el momento de que el gobierno nacional le cumpla a Barrancabermeja, a Santander y al país.

Juan Pablo Remolina
Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Publicado por

Etiquetas

Lea también
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.