Lunes 06 de Octubre de 2014 - 12:01 AM

Colombia, ¿país diverso?

Comparta este artículo ›

Columnista: Laura Cuesta

El orgullo con el que hablamos de la variedad de la flora y la fauna colombiana así como de la heterogeneidad de nuestros municipios y pobladores, contrasta dramáticamente con ese proyecto de nación que le hizo matoneo a Gerónimo Angel. El mismo país que llevó a Sergio Urrego a las puertas del suicidio, se opone a la adopción de menores por parte de parejas del mismo sexo y elige a un senador que vocifera su repulsión por la homosexualidad desde el salón elíptico del Capitolio Nacional.

Nos autoproclamamos como un país diverso pero la consigna se queda entre el paisaje, la literatura y la propaganda turística. En la práctica, seguimos siendo incapaces de valorar y respetar la diversidad de opiniones y preferencias. En lugar de enfocarnos colectivamente en los debates importantes, en cómo erradicar la pobreza y la desigualdad o mejorar la calidad de la educación pública, hay un país que se dedica a boicotear los esfuerzos por transformar a Colombia en un lugar más apto para la convivencia humana.

Algo tendremos que hacer desde todos los ámbitos para curarnos de esta fobia a la diversidad. A la iglesia católica le tocará comenzar a escuchar al papa Francisco. La Ministra de Educación, también atropellada por ese país que aborrece la diferencia, tendrá que ingeniarse una estrategia para comenzar a generar cambios al interior de los colegios. Y los padres de familia, principales responsables de la formación de personas –en el sentido más estricto de la palabra-, tendrán que concientizarse de que el próximo Gerónimo Angel o Sergio Urrego puede ser uno de sus hijos. Promover desde el hogar actitudes negativas y discriminadoras frente a la diversidad será reproducir una nueva generación de colombianos intolerantes.

Necesitamos parecernos más a ese paisaje diverso del que tanto nos ufanamos.

Publicidad

Autor: Laura Cuesta
Este artículo obedece a la opinión del columnista. Vanguardia Liberal no responde por los puntos de vista que allí se expresen.
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.

Comentarios