Lunes 03 de Noviembre de 2014 - 12:01 AM

Boicot a la cultura paramilitar

Comparta este artículo ›

Columnista: Laura Cuesta

En una charla organizada por TEDx que ya se encuentra disponible en YouTube, Leopoldo Fergusson plantea una idea clave para entender el origen del caos en la movilidad de Bucaramanga y proponer algunas soluciones. El argumento de este profesor de la Universidad de los Andes es que cuando se deteriora la calidad de bienes como la educación o el transporte público, quienes tienen los medios económicos para suplir las fallas en la provisión de ese bien optan por conseguirlo en el mercado privado, por ejemplo, matriculando a sus hijos en un colegio privado o simplemente comprando otro carro para evadir los buses y Metrolínea. Ese comportamiento, que a más de uno le parecerá razonable, estimula un ciclo vicioso que reproduce la desigualdad. Quienes tienen los ingresos necesarios compran esos bienes en el mercado privado, y los que no pueden ir al mercado privado simplemente se ven obligados a recibir los bienes públicos de menor calidad. Al final del día, se reduce la demanda por el bien público y esto trae como consecuencia la pérdida de incentivos políticos para mejorar la calidad de la oferta de bienes públicos. Algo tendremos que hacer en Bucaramanga para romper con este ciclo vicioso, que como bien lo dice Leopoldo en la charla TEDx, es el reflejo de la desafortunada cultura paramilitar que crecientemente nos caracteriza, esa tendencia de buscar por la vía privada lo que el Estado no provee de manera satisfactoria y con altos estándares de calidad. El ciclo vicioso puede eliminarse precisamente demandando más y mejores bienes públicos. En el ejemplo de Metrolínea, exigiendo mayor frecuencia y cobertura de las rutas de buses, cumplimiento de horarios y seguridad en las estaciones. Y por supuesto, dejando de comprar carros y motos que solo contribuyen a exacerbar el caos ya existente. Un rechazo generalizado a esa cultura paramilitar puede salvarnos de una ciudad cada día más intransitable y de otros males que afectan la provisión de bienes públicos en Bucaramanga.

Publicidad

Autor: Laura Cuesta
Este artículo obedece a la opinión del columnista. Vanguardia Liberal no responde por los puntos de vista que allí se expresen.
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.