martes, 20 octubre 2020
jueves 17 de septiembre de 2020 - 12:00 AM

Ahondan las diferencias entre el gobernador Aguilar y el alcalde Juan Carlos Cárdenas

En menos de una semana el Gobernador de Santander y el Alcalde de Bucaramanga han desnudado sus diferencias a través de decisiones contrarias. Expertos afirman que con la distancia solo pierde la ciudad.
Escuchar este artículo

Las más recientes medidas adoptadas por la administración departamental y los diferentes municipios de Santander para tratar de disminuir la expansión del virus del COVID-19 en la región volvieron a mostrar las diferencias entre la Alcaldía de Bucaramanga y el gobierno de Mauricio Aguilar y los demás alcaldes del área.

Además: Críticas en redes sociales al Alcalde de Bucaramanga por la decisión del pico y cédula

Mientras los municipios de Girón, Floridablanca y Piedecuesta decidieron acatar la determinación del gobierno Aguilar de imponer el Pico y Cédula par e impar, así como las nuevas medidas de toque de queda y Ley seca; desde la capital santandereana, la administración Cárdenas decidió levantar el Pico y Cédula y disponer horarios diferentes para el toque de queda y la ley seca.

“Todos los alcaldes del área estaban invitados por el Gobernador para realizar la reunión virtual, pero como siempre, el alcalde de Bucaramanga no se conectó y envió un delegado, que en este caso fue el Secretario de Salud municipal. Aunque en la reunión todos los alcaldes (incluido el Secretario de Salud de Bucaramanga) estuvieron de acuerdo con el Pico y Cédula par e impar, minutos después de terminada la reunión, ¡oh sorpresa!, la Alcaldía de Bucaramanga decidió otra cosa y levantó el pico y cédula”, explicó una fuente de la Gobernación que hizo parte de la reunión.

Esta no es la primera vez que Cárdenas Rey no asiste a las reuniones convocadas por la Gobernación para tomar medidas en medio de la pandemia en el área metropolitana. De hecho, la única ocasión en que el mandatario de Bucaramanga se reunión con sus homólogos del área y el gobernador Aguilar fue el pasado 13 de agosto, en el marco de la visita del ministro de Salud, Fernando Ruiz.

Cruce de agendas

Al consultar con la Alcaldía de Bucaramanga sobre las razones de la constante inasistencia del mandatario de la capital santandereana, fuentes al interior de la administración local aseguraron que solo se trata de un cruce en la agenda de Juan Carlos Cárdenas.

“No hay ninguna puja ni diferencia con el Gobernador y demás alcaldes del área. Es solo que cuando ya nos notifican de la convocatoria para dichas reuniones, el Alcalde ya tiene otros compromisos en la agenda. Pero siempre se ha enviado un delegado en representación de la administración”, afirmó una de las fuentes en la Alcaldía.

Sobre la decisión de la administración municipal de levantar el Pico y Cédula en Bucaramanga a pesar de no haber alcanzado aún el pico de la pandemia, los funcionarios aseguraron que todo está enmarcado dentro de la estrategia de reactivación económica, tal y como lo manifestó el propio Cárdenas Rey, a través de un comunicado de prensa.

“Lo que buscamos es recuperar de manera segura los puestos de trabajo. Estamos por arriba del 20% de desempleo y necesitamos reducir rápidamente esta situación, nos interesa que los bumangueses puedan llegar a la Navidad con recursos, con empleo”, señaló Juan Carlos Cárdenas en el comunicado.

Lea también: Cierran indagación preliminar a la Gobernación de Santander por contrato ‘Covid’

Con la división, pierde la ciudad

Para el doctor en ciencias políticas Gerardo Martínez, este tipo de decisiones contradictorias entre los propios mandatarios locales y departamentales termina afectando de manera directa a la ciudadanía.

“Olvidaron el sentido común, que las competencias tienen que ejercerse buscando el bien general, ejerciendo armónicamente las competencias que les da la Ley. No es mandar como mejor le parezca, sin tener en cuenta que la conurbación exige unidad de decisiones, porque el ciudadano termina pagando esos yerros políticos, porque ese tipo de decisiones descoordinadas confunden a los ciudadanos que tienen que transitar por los diferentes municipios en un solo recorrido y cada municipio establece reglas diferentes. Además, es un pésimo mensaje para el Gobierno Nacional a la hora de gestionar recursos, porque lo que deja ver es una clara división y rencilla política entre los mandatarios locales”, consideró Martínez Martínez.

Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Publicado por
Lea también
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.