Miércoles 07 de Noviembre de 2018 - 12:01 AM

“Hurtos a mano armada del fin de semana están relacionados”

La Policía sospecha que los casos ocurridos en los barrios Chicó y Miraflores fueron ejecutados por los mismos hombres. Las dos víctimas se encuentran en delicado estado de salud.

Comparta este artículo ›

Suministrada/VANGUARDIA LIBERAL
Las víctimas del fin de semana se encontraban hasta ayer bajo observación médica, con pronóstico reservado. Rodrigo García (arriba) en Bucaramanga y Adonay Olaya (abajo) en la Clínica La Magdalena. Los delincuentes propinaron un balazo a cada uno de ellos por robar su motocicletas.
(Foto: Suministrada/VANGUARDIA LIBERAL)

Pese a que hasta ayer las autoridades seguían sin resultados frente a los dos hurtos a mano armada que ocurrieron el fin de semana en Barrancabermeja, los cuales mantienen a dos ciudadanos entre la vida y la muerte, la investigación parece ir por buen camino.

Al menos eso fue lo que planteó el capitán Gabriel González, comandante (e) de la Estación de Policía Barrancabermeja, al referirse a estos casos, que si bien ocurrieron en días y lugares diferentes, a su juicio tienen mucha relación.

Según explicó el oficial, la forma en que actuaron los delincuentes y las rutas que emplearon para llegar hasta sus víctimas hacen pensar que se trate de los mismos malhechores.

“Efectivamente, los dos hechos tienen relación, es el mismo modus operandi y las mismas personas. Incluso, prácticamente las mismas lesiones de las víctimas.

Tenemos información concreta de los responsables de estos hurtos y la moto en la que se están desplazando. Estamos trabajando para lograr ponerlos a buen recaudo”, dijo ayer el capitán González.

Cabe recordar que el primero de los casos ocurrió en el barrio Chicó el sábado en la mañana, donde dos jóvenes abordaron a Rodrigo García, un pensionado de 60 años y le propinaron un disparo por hurtarle la moto.

Igual situación vivió el joven Adonay Olaya, quien se desplazó desde El Llanito hasta el barrio Miraflores. Una vez allí, fue atacado a bala por dos muchachos, quienes se llevaron su motocicleta.

Bajo observación médica

Según conoció Vanguardia Liberal tras dialogar con familiares de las víctimas, el estado de salud de estas personas hasta ayer era muy complicado.

El pensionado Rodrigo García tuvo que ser trasladado a Bucaramanga. Según sus allegados “está grave, ya que parece que el tiro le afectó el hígado”.

Entretanto, el padre del joven Adonay Olaya, explicó que su hijo está en observación en la Unidad de Cuidados Intensivos de la Clínica La Magdalena.

“El tiro fue a quemarropa, pero no sabemos las circunstancias en las que ocurrieron los hechos”, puntualizó Adonay Olaya Fonseca.

Publicidad

Publicada por: ALEXANDER BECERRA O.
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.