jueves, 02 diciembre 2021
domingo 17 de octubre de 2021 - 12:00 AM

Otra vez trabajadores de la variante sangileña pararon por falta de pagos

Escuchar este artículo

Una vez más trabajadores de la Variante de San Gil protestaron por los sueldos atrasados. Desde julio de 2020 cuando dio inició la construcción de tan esperado proyecto, se ha presentado la misma situación en varias ocasiones.

Por lo menos 50 trabajadores manifestaron su preocupación. “Yo soy trabajador y nos deben un mes, el ingeniero no sale a decirnos nada, debemos comida, arriendo, y ya se está completando otra quincena”, dijo uno de los afectados que no dio su nombre por temor a represalias.

Los trabajadores pidieron intervención de la Alcaldía para que les solucionen la situación. Otro afectado expresó que por las deudas, las personas a las que les deben la alimentación ya les están negando el servicio.

La nueva queja se presenta semanas después de conocerse el informe de la veeduría de la Cámara de Comercio de Bucaramanga, en donde quedó claro que la obra no va por buen camino. Entre los múltiples factores que hacen crítica la situación es que la variante tiene apenas un avance del 5,5%.

El proyecto adjudicado en 2018 tenía un tiempo de ejecución de 54 meses de los que hasta ahora van 37. Es decir, que el avance de obra no llega al 10% y el tiempo transcurrido de ejecución es del 68%.

El panorama empeora si se tiene en cuenta que la mayoría de los frentes de trabajo presentarían problemas de avances por diferencias entre la constructora (Concay SA), la interventoría y el Invías, que no se han puesto de acuerdo en el costo de labores imprevistos.

Desde la región se pide un pronunciamiento del Invías porque ya se habla de la necesidad de hacer una adición presupuestal en un proyecto que costó $183.000 millones y que ahora nadie sabe cuando terminará costando y menos si será culminado.

Suscríbete
Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.

Etiquetas

Publicado por
Lea también